Definición ABC » Tecnología » Mantenimiento Correctivo

+

Definición de Mantenimiento Correctivo

El mantenimiento correctivo designa a aquel conjunto de acciones que lleva a cabo un profesional idóneo para resolver algún problema en un sistema o máquina, que generó que se interrumpiese su funcionamiento normal.

Clase de mantenimiento que se efectúa sobre un sistema o máquina para reparar una rotura que interrumpió su funcionamiento

Es un concepto que se utiliza especialmente en los ámbitos laboral y económico, porque justamente implica la realización de las acciones mencionadas con el fin de evitar que la producción se vea amenazada por algún desperfecto, para aumentar la productividad y reducir los costos.

Este mantenimiento se especializa en la identificación de roturas o de desperfectos y los repara para que la producción no pare, y por ende, no se vea afectada la rentabilidad de una empresa.

Ahora bien, debemos decir que este tipo de mantenimiento no puede preverse porque se implementa una vez que aparece el defecto.

Por tanto es que puede acarrear costos que no estaban contemplados y desbalancear la contabilidad de la empresa, pero claro, no se puede no ponerlo en marcha porque si no se verá resentida la producción y eso es un problema aun mayor que el tener que erogar un gasto imprevisto.

Lo que hacen muchas empresas para evitar una desestabilización financiera es destinar recursos económicos para afrontar este tipo de eventualidades.

Otra ventaja será contar con profesionales técnicos especializados en mantenimiento que formen parte del plantel estable de la empresa, a quienes se puede recurrir para cuando estos problemas surjan.

El concepto de mantenimiento designa a aquellas acciones, actividades, que tienen como finalidad la mantención de un aparato, una maquinaria, un producto, entre otros, o en su defecto la restauración de alguno de éstos para que el mismo pueda desplegar su funcionalidad de modo satisfactorio.

Un profesional idóneo que examina la máquina para hallar el error o desperfecto

Cabe destacarse que este tipo de actividad es llevada a cabo por individuos que ostentan una vasta experiencia y un profundo conocimiento respecto del equipo o máquina que mantienen.

En tanto, el trabajo implicará una serie de acciones que generalmente parten de la inspección del mismo.

En esta primera fase, el profesional a cargo del mantenimiento realizará mediciones, comprobaciones, con la misión de hallar el desperfecto del aparato en el caso que lo halla, o bien para corroborar que la maquina se encuentra funcionando tal como lo esperado.

En el caso que se descubra una falla se procederá a su arreglo a través de las técnicas y acciones que correspondan para que el producto o aparato recupere su actividad original.

Existen dos tipos de mantenimientos, por un lado, el mantenimiento de conservación que es aquel a partir del cual se equilibrará el típico desgaste que provoca el uso prolongado, los agentes climáticos, entre otros.

Y por otra parte el mantenimiento de actualización que es aquel cuya finalidad es actualizar las nuevas propuestas tecnológicas, que al momento de la fabricación del aparato no se tuvieron en cuenta o directamente no existían, pero que en la actualidad sí son requeridas como esenciales.

Ahora bien, dentro del mantenimiento de conservación nos encontraremos con dos tipos, el correctivo que es el que nos ocupa en esta reseña y el llamado preventivo.

Entonces el mantenimiento correctivo será aquel que se centra exclusivamente en la corrección de los defectos que se aprecian en el funcionamiento e instalaciones para a partir de ello repararlos y devolverle la funcionalidad correcta.

Eso sí, este tipo puede tener dos modalidades, una que se conoce como inmediata y que se efectuará de manera seguida a la observación de la falla con los medios con los cuales se cuenta; mientras que la diferida, implicará la paralización del equipo en cuestión para luego llevar a cabo su arreglo.

Y en el mantenimiento preventivo, como su denominación ya nos lo anticipa, lo que se realiza es una comprobación que garantice el funcionamiento del equipo para evitar la sucesión de la falla.

Programas informáticos que detectan errores o roturas

En las últimas décadas, el fantástico desarrollo de las nuevas tecnologías impactó también en este contexto del mantenimiento y así es que se han desarrollado programas informáticos especializados en la detección de errores, de roturas, entre otros.

Además de reducir los costos que implica cualquier mantenimiento, estos programas permiten almacenar un historial que puede ser un asistente ideal a la hora de tener que enfrentar nuevos desperfectos, que son símiles a otros ocurridos con anterioridad, y así es que disponer de una solución para ellos, reduce costo y tiempo.

Es importantísimo que las empresas integren estas nuevas tecnologías a sus procesos de producción para hacerlos más rentables y seguros.

 
 
 
Temas en Mantenimiento Correctivo
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49186 fans
  • Twitter
    2291
  • Google
    434
  •