Definición ABC » Social » Repugnancia

+

Definición de Repugnancia

repugnanciaLas personas tienen distintos valores que se convierten en un marco de actuación vital muy importante para aquel que actúa de acuerdo a su propio criterio de bueno o malo. Existen acciones que pueden plantear un debate de opiniones e ideas. Por ejemplo, existen personas que son firmes defensoras de la fidelidad en la pareja como sinónimo de lealtad que ayuda a cultivar el amor.

Mientras que existen personas que relativizan el valor de la fidelidad considerando que existen otros puntos más importantes en una relación. Desde este punto de vista, existen personas que experimentan repugnancia hacia la infidelidad, es decir, consideran que este acto es digno de rechazo moral.

La repugnancia es una respuesta interior desagradable ante un estímulo externo ante el que la persona realiza un juicio de valor negativo.

Desprecio moral

Esta sensación de rechazo moral ante una idea en concreto también puede producir reacciones físicas, como por ejemplo, tensión y rigidez muscular. Cuando una persona experimenta desagrado siente una tensión.

La repugnancia moral es el equivalente a la sensación de asco a nivel físico que puede experimentar una persona cuando existe un olor que le resulta molesto, un sabor que le resulta desagradable o una visión incómoda. Cuando una persona experimenta rechazo moral hacia una acción en concreto actúa en forma de evitación respecto de esa acción específica que condena moralmente.

Emociones tan fuertes como el rechazo moral pueden mostrarse también a través del lenguaje no verbal. De hecho, incluso aunque una persona no haya expresado mediante su lenguaje verbal que un hecho concreto le resulta incómodo a nivel emocional, su cuerpo puede haberle delatado a través del lenguaje corporal.

Lenguaje no verbal

RepugnanciaLa sensación de mirar por encima del hombro a la otra persona es un signo de desprecio. De hecho, la sensación de desprecio moral es tan fuerte que en ocasiones, es difícil de controlar y de disimular incluso teniendo voluntad de que no se note esta opinión interior. Cuando una persona experimenta rechazo moral este impulso interior surge con fuerza.

El desprecio moral también puede dar lugar a prejuicios personales al juzgar a una persona a partir de una acción en concreto cuando una acción específica no determina de forma general cómo es una persona.

 
 
 
Temas en Repugnancia
 

Redes Sociales