Social » Hábitos de Estudio

Hábitos de Estudio - Definición, Concepto y Qué es

Como otras muchas actividades humanas, el estudio requiere de ciertos hábitos para que el proceso de aprendizaje sea eficaz. En la terminología educativa se utiliza indistintamente la denominación hábitos de estudio o técnicas de estudio para referirse a las pautas relacionadas con la adquisición de conocimientos.

Consideraciones generales para conseguir una buena estrategia en los hábitos de estudio

Es necesario adoptar una actitud disciplinada, evitando la improvisación o dejar la preparación para última hora. Paralelamente, es muy conveniente establecer una meta concreta o, dicho en otros términos, tener claro para qué estudiamos.

Cuando ya se tiene una meta bien definida, resulta útil establecer prioridades. Para ello, se aconseja realizar una planificación racional de nuestra vida diaria. Como es lógico, la planificación de nuestro tiempo debe incluir un plan concreto de estudio. En todo plan de estudio debe haber una organización general y un resumen del contenido acompañado de un esquema.

El tiempo y el espacio son igualmente factores determinantes. Con respecto al primero, es útil estudiar todos los días a la misma hora y acostumbrar a nuestra mente a que ese tiempo se dedica al estudio. En relación con el espacio, el lugar destinado al aprendizaje tiene que ser cómodo, con una luz adecuada, sin ruidos y sin posibles distracciones.

Lo que no hay que hacer

Algunos hábitos de estudio son desaconsejables. Entre ellos podemos destacar los siguientes:

1) empezar a estudiar después de una copiosa comida,

2) elegir el momento del día en el que estamos más cansados,

3) cambiar constantemente de lugar,

4) estudiar en un lugar sin la adecuada luz o con elementos que nos puedan distraer,

5) emplear una técnica de aprendizaje inadecuada,

6) descuidar la alimentación,

7) dormir pocas horas o de manera desordenada,

8) abusar de sustancias energizantes,

9) poner excusas para posponer el estudio y

10) no resolver las dudas que aparecen en el momento del aprendizaje.

Hábitos de estudio y motivación

Los distintos factores que conforman un correcto hábito de estudio son necesarios, pero no suficientes para alcanzar los objetivos deseados. En este sentido, la motivación personal es la clave para obtener buenos resultados.

El aprendizaje tiene un componente racional, pero la motivación se basa en nuestras emociones internas. En ocasiones se ha definido la motivación como la energía interior que nos impulsa a la acción. En síntesis, encontrar una buena estimulación resulta determinante para que las técnicas se ejecuten por el camino correcto.

Fotos: Fotolia - Jacek Chabraszewski / Antonioguillem

 
 
Autor: Javier Navarro | Sitio: Definición ABC | Fecha: enero. 2018 | URL: https://www.definicionabc.com/social/habitos-estudio.php
 
 

Ahora en Social

Redes Sociales