Definición de Autoevaluación

1. Técnica que desafía la capacidad interpretativa y la autocrítica respecto de uno mismo, en cuanto justo y ético, reconocer errores y aprender de los mismos.

2. Práctica común planteada en el ámbito educativo, a la par de otras como la coevaluación, donde los compañeros de clase intercambian sus trabajos para corregirlos.

Etimología: Regido por el prefijo auto-, por el griego auto-, respecto de 'lo propio'; + evaluación, del verbo evaluar, por el francés évaluer, que conjuga los modos del latín ex-, 'afuera', y valēre, 'ser fuerte', 'tener buena salud'.

Cat. gramatical: Sustantivo fem.
En sílabas: au-to-e-va-lua-ción.

Autoevaluación

Gemma Alvarado | Dic. 2022
Lic. en Psicología. Mtra. en Humanidades

Se trata de una serie de actividades encaminadas a realizar una verificación de lo que hemos desarrollado en algún aspecto de nuestra vida. Como cualquier otro proceso de evaluación, el objetivo es indagar sobre el conocimiento y/o capacidad con el que se cuenta con respecto a alguna materia en particular. De acuerdo con Nubia Constanza Arias, la autoevaluación es una herramienta que puede resultar transformadora, ya que invita siempre al crecimiento y a un proceso profundo de reflexión sobre nuestra vida.

La característica principal es claramente que dicha evaluación la lleva adelante uno mismo sobre sí mismo. Para poder realizar una autoevaluación que se traduzca en una herramienta útil de autoconocimiento, debe realizarse de una manera tan objetiva y honesta como resulte asequible, teniendo en mente que los resultados que brinde dicha revisión, van a aportar un valor fundamental para poder seguir creciendo y desarrollando nuestras capacidades y conocimientos.

Si bien se trata de una herramienta desarrollada inicialmente en el ámbito pedagógico en la cual el alumno realiza con respecto de su propia trayectoria de aprendizaje, es un concepto que se ha ido desarrollando con el tiempo debido a su gran utilidad como ejercicio de auto regulación hasta insertarse en distintos y varios ámbitos de nuestra vida.

Ejemplos de aplicación de la autoevaluación

A. Ámbito educativo: como ya se mencionó antes, le permite el alumno tener un grado de autonomía y mayor participación en su proceso de aprendizaje al hacer este ejercicio. Las autoevaluaciones en este marco hoy en día son primordiales para ubicar al alumno en algún nivel de conocimiento de cierta asignatura y además le permite ver de primera mano cuáles son las áreas a mejorar.

B. Ámbito laboral: en cualquier empresa es muy común que tanto los trabajadores a nivel individual, así como líderes gerenciales hagan en todo momento ejercicios de autoevaluación para poder reflexionar y ser honestos sobre su desempeño a nivel individual y colectivo. La autoevaluación en el ámbito laboral da una pauta para poder ser críticos sobre el trabajo realizado durante cierto periodo de tiempo, y hacer una exploración sobre nuestras áreas de oportunidad y nuestros puntos más fuertes.

C. Ámbito personal y de salud mental: desde hace varios años los especialistas en psicología clínica y demás profesionales de la salud mental han incentivado hacer diversos ejercicios de autoevaluación a nivel personal, debido a que es mediante estas herramientas que podemos profundizar en un trabajo interno de manera sana que nos lleve a una transformación importante no sólo de nuestra vida sino particularmente de cómo nos percibimos a nosotros mismos y explorar con mayor detalle nuestras metas y objetivos.

Ventajas de aplicar la autoevaluación en cualquier ámbito de nuestra vida

Una vez entendido cómo funcionan las autoevaluaciones, es preciso también explicar cuáles son exactamente los aportes de las autoevaluaciones como herramienta y práctica constante. Se explican de manera general las siguientes ventajas:

1. Desarrollo de pensamiento crítico: al hacer ejercicios de autoevaluación requerimos también contar con la fortaleza, madurez y honestidad posible para que estos ejercicios resulten efectivos en nuestro crecimiento. Por ende, nos volvemos más tolerantes ante las críticas que puedan existir a nuestro desempeño y de igual forma desarrollamos un sentido de análisis crítico que es muy necesario al momento de recibir información de cualquier tipo. La autoevaluación en el mejor de los casos nos enseña a cuestionar(nos) todo lo que estamos aprendiendo y a trabajar mejor con la información que poseemos.

2. Fomenta la autonomía: siempre es importante que, desde el ámbito educativo, por ejemplo, aprendamos a ser autodidactas y dirigir nuestro propio aprendizaje. En un sentido más amplio, la autoevaluación permite que nosotros definamos nuestro propio proceso crecimiento, así como verificar por cuenta propia qué podemos mejorar. La autonomía en la vida cotidiana adulta, es fundamental, pues da un sentido de iniciativa y resolución de problemas.

3. Herramienta para crecimiento personal y profesional: La autoevaluación brinda una amplia gama de opciones para ir creciendo ya sea en alguna asignatura como de manera general y más personal. Nos brinda una gran oportunidad para conocernos de una manera más profunda, pues permite tener un panorama muy real de lo que se ha avanzado y lo que debe seguirse trabajando.

Es importante entender que la autoevaluación es una herramienta que, si bien puede tener algunas fallas y es perfectible, también cuando se aplica de manera correcta y sobre todo de forma honesta, permite a la persona crecer y fortalecerse en diversos ámbitos de la vida. De la mano con otras herramientas similares pues permite hacer un diagnóstico más exacto de nuestras necesidades y fortalezas.

 
 
 
 
Por: Gemma Alvarado. Licenciada en Psicología. Maestra en Humanidades por la Universidad Autónoma del Estado de México.
Art. actualizado: Dic. 2022; sobre el original de julio, 2011.
X

Alvarado, G. (Dic. 2022). Definición de Autoevaluación. Definición ABC. Desde https://www.definicionabc.com/social/autoevaluacion.php
 

Referencias

Arias, N.C. (2014) “La autoevaluación, un proceso fundamental para la formación del ser humano en el contexto de la paz y la convivencia”. Itinerario educativo, (64), 83-101.
 
 
Índice
  • A
  • B
  • C
  • D
  • E
  • F
  • G
  • H
  • I
  • J
  • K
  • L
  • M
  • N
  • O
  • P
  • Q
  • R
  • S
  • T
  • U
  • V
  • W
  • X
  • Y
  • Z