Definición ABC » Salud » Problemas de Concentración

+

Definición de Problemas de Concentración

Los problemas de concentración muestran las dificultades que tienen los estudiantes para fijar su atención en los estudios. Pero estos problemas de concentración también pueden afectar a los trabajadores que se muestran dispersos en su atención en la jornada laboral. Los problemas de concentración afectan de forma directa al rendimiento académico. Muestran una dificultad añadida al estudiar un tema de una asignatura. Los problemas para mantener la concentración afectan a cualquier ser humano, pero también existen algunos diagnósticos que muestran este síntoma.

El déficit de atención y la hiperactividad es un ejemplo de ello. Existen profesionales especializados que ofrecen apoyo a los alumnos para superar sus problemas de concentración. Los pedagogos y psicopedagogos pueden ofrecer sesiones de orientación personal.

Causas de problemas de concentración

Existen distintas causas que fomentan los problemas de concentración. Un desorden de horarios fomenta una falta de hábitos de estudio. Estudiar en un entorno con un alto nivel de contaminación acústica o estudiar con música de fondo es una de las distracciones más habituales de los estudiantes.

El propio estado de ánimo también puede plantear dificultades de concentración. Por ejemplo, cuando una persona está enamorada tiene que hacer un esfuerzo muy importante para comprender y memorizar contenidos académicos ya que su ánimo está totalmente concentrado en la fuerza de ese amor.

Las interrupciones constantes de whatsapp y las redes sociales son un obstáculo frecuente al que se enfrentan los estudiantes actualmente. Los problemas de concentración tienen una consecuencia directa: el estudiante pasa muchos tiempos muertos delante de los libros. Y conviene puntualizar que la clave del éxito académico no reside tanto en el tiempo de estudio como en la calidad.

Otras dificultades de concentración

Los problemas de sueño que en muchos casos están causados por el hecho de tener el teléfono móvil en la habitación por la noche y consultar whatsapp durante varias ocasiones. Esto interrumpe el ritmo natural del descanso, produciendo una alteración en el estado de ánimo. Conviene puntualizar que otros factores como una dieta con carencias nutricionales, el consumo de alcohol y tabaco también afectan a la concentración.

Un problema de salud también puede producir una lógica falta de concentración. Cuando una persona tiene una enfermedad se siente débil.

El síndrome del quemado en el contexto laboral o un caso de acoso escolar en el ámbito académico también pueden producir dificultades de concentración puesto que ambos hechos dañan de forma notable la autoestima personal. El estrés es otra de las dificultades de concentración.

Fotos: iStock - shapecharge / Emir Memedovski

 
 
 
Temas en Problemas de Concentración
 

Redes Sociales