Definición ABC » Salud » Ovario Poliquístico

+

Definición de Ovario Poliquístico

Es un trastorno caracterizado por la presencia de múltiples quistes en los ovarios debido a un desequilibrio en el sistema hormonal femenino.

Esta condición tiene un origen genético, relacionado con la presencia de trastornos hormonales en la madre que lleva a la exposición a hormonas masculinas durante el desarrollo fetal. Sin embargo, factores como la alimentación y la actividad física son determinantes para que se exprese, lo que ocurre tras el desarrollo.

Manifestaciones del síndrome

Su principal manifestación es la irregularidad menstrual, que puede acompañarse por cambios físicos llamados androgénicos, estos incluyen obesidad, acné, caída del cabello, aumento del vello facial y corporal.

Desde el punto de vista bioquímico, en el síndrome de ovario poliquístico ocurre un desequilibrio en las principales hormonas regulatorias del ciclo menstrual, que son la hormona luteinizante (LH) y la hormona foliculoestimulante (FSH). Esto lleva a que aumenten niveles de hormonas masculinas como la testosterona, androstenediona y la DHEA. Los niveles de estas hormonas pueden determinarse por análisis de sangre.

El incremento en los niveles de LH lleva a que crezcan varios folículos pero que se inhiba le crecimiento de un folículo dominante, por lo que ninguno alcanza un nivel de maduración que permita que ocurra la ovulación. Esto puede originar un estado de infertilidad que desaparece al normalizar los ciclos ovulatorios.

Los cambios en la arquitectura del ovario pueden ser identificados mediante la realización de un estudio de ultrasonido de la zona pélvica, que suele ser el primer hallazgo que hace el médico para poder llegar la diagnóstico de este trastorno.

Relación con la diabetes

Uno de los trastornos que con mayor frecuencia acompañan a este síndrome es la resistencia a la acción de la insulina. Esta hormona es imprescindible para que ocurra la disminución de los niveles de azúcar en la sangre al permitir su utilización por parte de los diversos tejidos, especialmente los músculos.

Los niveles elevados de insulina afectan la función de los ovarios, estimulando la producción de las hormonas masculinas o andrógenos que son las responsables de las manifestaciones de la enfermedad. La obesidad producto del ovario poliquístico agrava a su vez la resistencia a la insulina, cayendo en un circulo vicioso que tiene como principal consecuencia el hecho de que 1 de cada 10 mujeres con síndrome de ovario poliquístico se torna diabética cerca de los 40 años edad.

El tratamiento se basa en el uso de medicación hormonal a base de anticonceptivos orales

Con estos fármacos se puede controlar el trastorno, sin embrago este reaparece tras la suspensión del tratamiento hormonal.

En el caso de mujeres con alteraciones en la sensibilidad a la acción de la insulina, esta condición puede controlarse con el uso de medicamentos empleados para disminuir los niveles de azúcar en la sangre como la metformina.

Al principio se comento la importancia de los factores ambientales en el desarrollo de esta condición, lo que refuerza la necesidad de implementar cambios en el estilo de vida basados en un aumento en la actividad física aeróbica y una alimentación saludable baja en azúcares y carbohidratos refinados para ayudar a controlar la resistencia a la acción de la insulina y prevenir así el desarrollo de diabetes tipo II.

Fotos: Fotolia - Alila / Tigatelu

 
 
 
Temas en Ovario Poliquístico
 

Redes Sociales