Salud » Nanomedicina

Definición de Nanomedicina

La nanomedicina surge a partir de la aplicación de la nanotecnología a la medicina, en la búsqueda de nuevos métodos de diagnóstico y tratamiento de las diversas afecciones que aquejan la salud humana.

La nanotecnología ha permitido el desarrollo y uso de partículas en el rango de los nanómetros, que se ubica en la magnitud de la millonésima parte de un milímetro.

Nanomedicina, otras formas de suministrar medicamentos

Desde los años sesenta se han desarrollados estrategias que permiten una mayor especificidad en los sitios de actuación de medicamentos, especialmente cuando estos son tóxicos o se acompañan por varios efectos adversos.

Medicamentos como la anfotericina y varias drogas para quimioterapia han podido ser administradas mediante el uso de partículas conocidas como liposomas. Estas se encuentran formadas por un centro transportador rodeado por dos capas de lípidos semejantes a las membranas de las células, en cuya superficie se incluyen anticuerpos que van dirigidos contra sustancias especificas localizadas en la superficie de las células sobre las cuales se busca que tengan su efecto (antígenos).

Otra estrategia que permite el ingreso de sustancias al interior celular es el uso de estructuras tubulares conocidas como nanotubos. Igualmente al incorporarle anticuerpos permite el ingreso de medicamentos a células específicas, disminuyendo notablemente su toxicidad.

Nanomedicina en el tratamiento del cáncer

Además de permitir una mayor especificidad en el blanco de acción de los medicamentos, la nanomedicina es una importante aliada en el tratamiento de tumores al permitir efectuar formas de radioterapia más localizada.

Esto se logra empleando nanopartículas de sílice recubiertas con una concha metálica muy delgada, conocidas como nanoshells, que son capaces de llegar a las células tumorales mediante los anticuerpos específicos contra esas células contenidos en su superficie. Una vez en el tumor, se someten a radiaciones externas que las activan generando calor que literalmente “quema” las células malignas destruyéndolas.

Nanotecnología, hacia la regeneración de los tejidos

La nanotecnología cuenta con una gran diversidad de capacidades con un gran potencial para permitir el desarrollo de nuevas formas de diagnosticar y tratar las enfermedades, logrando una medicina personalizada que permite ir más allá ofreciendo la posibilidad de regenerar los tejidos.

Los biomateriales utilizados a nanoescala pueden emplearse para formar la matriz que permita formar tejidos específicos que puedan ser empleados para reemplazar o reparar el ya existente que haya sufrido un daño.

Esto es prometedor en el campo de la reparación del corazón o el cerebro que fueron afectados por un infarto, la recuperación de la función de un riñón que ha desarrollado insuficiencia renal, la reparación de un páncreas que no produce insulina, así como muchas otras condiciones que constituyen la base de las enfermedades crónicas y degenerativas, siendo posible llegar a la curación definitiva de estos trastornos.

Fotos: Fotolia - chagpg / gorbovoi81

Autor: Maria Paz de Andrade | +CITAR
 
 
 
Temas en Nanomedicina
 

Redes Sociales