Definición ABC » Salud » Medicina del Trabajo

+

Definición de Medicina del Trabajo

La Medicina del Trabajo potencia la prevención de riesgos laborales al mejorar las condiciones de seguridad profesional de los trabajadores en el espacio físico. Es decir, en la jornada de trabajo también pueden producirse posibles molestias, como por ejemplo, daños físicos como consecuencia de los ejercicios repetidos. De este modo, la medicina del trabajo estudia las condiciones de empleo para ofrecer los mejores medios necesarios con el fin de incrementar la calidad de vida de los trabajadores en horario de oficina.

Prevención de la salud laboral

Además, la empresa también puede potenciar la promoción de la salud a través de la práctica de pasos concretos como los chequos anuales, los reconocimientos y la vacunación. En algunos casos, estas medidas son opcionales pero en otras, son obligatorias para los trabajadores.

Estas medidas son obligatorias, por ejemplo, cuando de no seguir el protocolo la propia salud del trabajador o la de terceros puede correr algún riesgo.

Por ejemplo, en un trabajo en el que el trabajador debe realizar muchas tareas de carga y descarga durante su rutina cotidiana, la empresa puede adoptar medidas para potenciar la ergonomía facilitando el trabajo del empleado a través del uso de máquinas que facilitan esta labor con menor esfuerzo físico.

La medicina del trabajo también potencia el seguimiento terapéutico de la evolución de un caso de una lesión específica. En definitiva, la medicina del trabajo tiene como objetivo hacer posible que el trabajo sea más fácil de llevar a cabo no solo desde el punto de vista físico, sino también, psicológico. Por esta razón, el médico especializado en este campo elabora un plan de prevención de riesgos en la oficina. La relación entre médico y paciente es la misma que en cualquier contexto, es decir, la información sobre la salud de cada paciente es confidencial.

Seguridad física y psíquica de los trabajadores

Por otra parte, la empresa tiene el deber ético de informar a los trabajadores sobre qué riesgos asumen por llevar a cabo ese trabajo. Además, la empresa también puede potenciar a los trabajadores en el cuidado de su propia salud a través de campañas específicas.

La medicina del trabajo lleva a cabo tareas de diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de enfermedades profesionales de cada medio laboral evitando en la medida de lo posible la aparición de cualquier patología. De lo que se trata es de integrar las condiciones del puesto de trabajo en beneficio del propio profesional, y no al revés.

Fotos: Fotolia - MG - Robert Kneschke

 
 
 
Temas en Medicina del Trabajo
 

Redes Sociales