Definición ABC » Salud » Medicina Antroposófica

+

Definición de Medicina Antroposófica

La medicina antroposófica es una corriente de pensamiento médico que se inició en los años veinte por Rudolf Steiner e Ita Wegman, que aún se mantiene activa en algunos países como Alemania y Suiza, en donde hay clínicas y hospitales que practican este tipo de medicina.

Estos autores propusieron que las enfermedades, más que problemas orgánicos, eran desequilibrios originados por las vivencias de los hombres e incluso por experiencias que pudieron tener en vidas pasadas. Esta corriente busca ver al paciente más allá de su aspecto físico o corporal, dando gran importancia a otros aspectos del individuo como su fuerza vital, su estado de ánimo y su espiritualidad.

Se considera a la enfermedad como producto de un equilibrio alterado entre elementos opuestos. Estados como el sueño – vigilia, reposo – actividad, alegría – tristeza deben tener fluctuaciones hacia uno u otro externo buscando que el balance sea siempre el equilibrio, la tendencia a un extremo es lo que lleva al desarrollo de la enfermedad. Esto, más que algo malo, es concebido como una oportunidad para hacer conciencia sobre las conductas y los estados emocionales, con el objeto de aprender a cambiarlas.

En este proceso el acompañamiento del médico antroposófico es clave. Igualmente el paciente deja de ser un objeto pasivo del acto médico y pasa a ser partícipe de su proceso de sanación ya que está en sus manos hacer los cambios que lleven a la recuperación de la salud, mediante el desarrollo de hechos como la espiritualidad.

Tratamiento antroposófico

Esta línea de pensamiento médico propone que el tratamiento se indica con el objetivo de retornar al equilibrio, siempre bajo la premisa de hacerlo usando la menor cantidad durante el menor tiempo.

Se busca que sea el mismo cuerpo el que logre sanarse. Para ello se emplean elementos que ayuden a aumentar las defensas propias, en sustitución de la medicación dirigida a eliminar los síntomas, como es el caso de los medicamentos anti (antiespasmódicos, antipiréticos, antibióticos, antidepresivos, etc.). Los médicos antroposóficos se oponen a la vacunación.

En esta línea se ubican los medicamentos del tipo homeopático, cuyo principal mecanismo de acción es activar la fuerza vital con estímulos similares a una dosis muy baja, de conformidad con la Ley de la Semejanza. En la homeopatía los remedios a mayor dilución cuentan con mayor potencia terapéutica.
La medicina antroposófica no descarta el uso de medicamentos alopáticos tradicionales en el caso de situaciones agudas o que impliquen un riesgo para la salud.

Terapias antroposoficas

Además de los medicamentos, existen terapias que buscan recuperar el funcionamiento de los grandes sistemas, circulatorio, digestivo, respiratorio, cuyos trastornos son considerados fuentes de la enfermedad.

Terapias como los masajes en donde son clave los aceites esenciales, aplicaciones de barro y arcilla, así como el uso de medios físicos como el calor y el frío, son herramientas muy usadas en la medicina antroposófica.

Estas terapias se complementan con la realización de ejercicios, llamados euritmia curativa, así como con la ejecución de diversas actividades artísticas como la escultura, la pintura y la música como herramientas para permitir aflorar los pensamientos y sentimientos del individuo.

Fotos: Fotolia - Ponomarenko13

 
 
 
Temas en Medicina Antroposófica
 

Redes Sociales