Definición ABC » Salud » Matronatación

+

Definición de Matronatación

La matronatación es un tipo de natación en donde la madre y el bebé pueden compartir tiempo de juegos en el agua. No se trata de una disciplina cuya finalidad sea enseñar al niño a nadar. El objetivo terapéutico de esta disciplina es que el niño goce de la experiencia de flotar en el agua, un contexto que favorece la movilidad física, siempre con ayuda del padre o la madre.

El bebé puede aprender a flotar en el agua incluso antes de haber dado sus primeros pasos al caminar. Los niños pueden aprender a nadar cuando tienen cuatro años, sin embargo, esta vivencia es una primera inmersión en el agua. El bebé puede realizar su proceso de adaptación al medio acuático, superando el temor.

Características de las clases

Generalmente, las clases de matronatación duran media hora aproximadamente y están impartidas por monitores especializados que proponen dinámicas de ejercicios seguros. Por medio de esta experiencia, los niños no solo experimentan emociones agradables gracias a la diversión en el agua, también comienzan a sentir los beneficios positivos de la socialización ya que durante el horario de las clases coinciden con otros bebés.

Conviene esperar hasta que el niño haya cumplido seis o siete meses para comenzar con las clases de matronatación. Además, antes del inicio, es importante que consultes información con el pediatra del bebé para asegurarte de que no existe ningún tipo de contraindicación.

Las clases de matronatación no se imparten en una piscina cualquiera sino que la instalación debe cumplir unas condiciones de seguridad que hacen de ese entorno un espacio especialmente cómodo para los bebés desde el punto de vista del control de la temperatura y la cantidad de cloro en el agua cuya concentración es menor porque la piel de los bebés en esta edad es más sensible. La temperatura del agua es de 32 grados aproximadamente.

Otra recomendación práctica de bienestar infantil es que seques la piel del niño de forma inmediata después de salir del agua. El horario de las clases debe ajustarse al ritmo de vida infantil.

Para evitar cualquier tipo de imprevisto es fundamental que el instructor sea profesional, pero también, que el padre o la madre esté en el agua durante las sesiones.

Ventajas de la matronatación

Desde el punto de vista emocional, esta disciplina también permite nutrir el vínculo afectivo entre los padres y el bebé por medio de una actividad lúdica, divertida y agradable que no solo es positiva para el niño sino también para los padres que pueden relajarse de las tensiones cotidianas gracias a la diversión que experimentan durante las clases.

La matronatación es una disciplina que implica la integración cuerpo y mente puesto que el bienestar es un concepto integral. El bebé experimenta un mayor nivel de relajación, también recibe estímulos que favorecen su desarrollo psicomotor y la coordinación gracias a la estimulación acuática.

Fotos: Fotolia - notistia / alexbard

 
 
 
Temas en Matronatación
 

Redes Sociales