Salud » Ladillas (Pthirus Pubis)

Definición de Ladillas (Pthirus Pubis)

Las ladillas son unos pequeños parásitos que también se conocen como los piojos del pubis. Ocasionan una enfermedad muy contagiosa que es exclusiva del humano.

¿En que consiste la infección por ladillas?

Se trata de una ectoparasitosis, es decir, una colonización del exterior del cuerpo por un parásito familia del piojo de la cabeza. A diferencia de éste, las ladillas habitan predominantemente el área genital, alojándose en la zona cubierta por el vello pubiano, aunque es posible que colonicen el vello del abdomen, axilas, barba y las cejas.

Una vez que el piojo alcanza la piel, realiza picaduras para alimentarse de la sangre del huésped varias veces al día, lo que ocasiona síntomas como picazón intensa y ardor que va aumentando su extensión progresivamente. Esta infección se disemina rápidamente ya que cada hembra es capaz de poner 10 huevos cada 5 días, a lo largo de su vida que alcanza unas cuatro semanas.

Estos síntomas suelen ser mas intensos durante la noche y acompañarse por lesiones como escoriaciones e infecciones de la piel debidas al rascado.

¿Cómo diferenciar los piojos del pubis de los piojos de la cabeza?

El piojo del pubis alcanza uno a dos milímetros de longitud y es traslúcido por lo que puede resultar difícil observarlo a menos que se haya alimentado y por lo tanto este lleno de sangre, lo que le da un color rojizo o castaño.

A diferencia del piojo de la cabeza que es alargado, el Pithirus pubis es redondeado y tiene la forma de un cangrejo.

¿Cómo se adquiere la infección por ladillas?

Estos parásitos se transmiten por contacto directo con la zona afectada. Dado que la ubicación de estos piojos es predominantemente el área genital, es considerada como una enfermedad de transmisión sexual, aunque su forma de transmisión no es exclusivamente el contacto íntimo, ya que también puede adquirirse al compartir objetos de higiene personal como las toallas, la ropa o la lencería.

A diferencia de las demás infecciones de transmisión sexual, los métodos de barrera como el preservativo no brindan protección, ya que no alcanzan a cubrir la zona púbica. La única forma de prevenirla es cerciorarse de que la pareja no se encuentre infectada.

Tratamiento de la infección por ladillas

Estos piojos se erradican con tratamientos a base de lociones con insecticidas para uso externo que contengan sustancias como la permetrina.

Estas lociones deben ser aplicadas en la piel del área púbica, así como en las demás zonas donde haya síntomas, como es el caso de las axilas, abdomen o vello de la cara. Una vez colocadas se deben dejar actuar por un lapso de 30 minutos posterior a lo cual se deben retirar con un baño. La pareja también debe recibir este tratamiento, aunque no tenga síntomas. Este procedimiento se debe repetir una semana después para eliminar los huevos que pudieran haber quedado vivos.

Al igual que con los piojos de la cabeza, también pueden eliminarse por medios mecánicos como los peines de dientes estrechos, o con el uso de medicamentos antiparasitarios por vía oral.

La ropa y la lencería usadas por la persona infectada deben ser completamente lavadas en agua caliente y dejarse aireando al menos por 48 horas y no ser usados nuevamente al menos una semana tras su lavado para garantizar que mueran tanto los parásitos como sus huevos. Estas medidas previenen el contagio a otras personas, así como que ocurra una reinfección.

Fotos Fotolia: Sebastian Kaulitzki / 3DRenderings

 
 
Autor: Dra. Maria de Andrade | Sitio: Definición ABC | Fecha: noviembre. 2018 | URL: https://www.definicionabc.com/salud/ladillas-pithirus-pubis.php
 
Temas en Ladillas (Pthirus Pubis)
 

Redes Sociales