Definición ABC » Salud » Isquiotibiales

+

Definición de Isquiotibiales

Los isquiotibiales son un grupo de tres músculos que se localizan en la parte posterior del muslo, los mismos transcurren entre la cadera y la rodilla. Estos músculos son el bíceps femoral, el semitendinoso y el semimembranoso.

La función de los isquiotibiales es permitir llevar a cabo la flexión de la rodilla, lo cual es fundamental para poder realizar actividades como caminar, correr y saltar.

¿Cómo reconocer una lesión de los isquiotibiales?

La principal manifestación de la lesión de los isquiotibiales es el dolor localizado en la parte posterior del muslo. Este puede acompañarse por la presencia de un hematoma o de un moretón en la piel, lo cual indica que ha ocurrido un desgarro de las fibras musculares. También es posible que tras una lesión de los isquiotibiales no pueda seguirse llevando a cabo la actividad física e incluso mantenerse de pie.

La principal causa de la lesión de los isquiotibiales es el estiramiento excesivo del músculo, También pueden ocurrir durante prácticas deportivas en las que deba estirarse y cambiarse de ritmo de forma súbita, como es el caso del fútbol, en especial al patear el balón, lo que lleva a mantener la cadera flexionada y la rodilla extendida sometiendo a estos músculos a un estiramiento máximo.

Opciones de tratamiento de las lesiones de los isquiotibiales

Ante una lesión de los músculos isquiotibiales, así como de cualquier tejido blando el organismo como ligamentos, tendones o músculos, el tratamiento inicial consiste en la interrupción de la actividad que se lleva a cabo seguido por la aplicación de hielo local, compresión de la zona dolorosa y elevación de la parte afectada; estas medidas ayudan a disminuir la inflamación y el dolor, previniendo que la lesión se agrave aún más.

En algunos casos es necesario inmovilizar los músculos afectados, en este caso el uso de una rodillera contribuye a evitar el movimiento de la rodilla, lo que ayuda a mantener relajados los isquiotibiales.

Otro paso importante en el tratamiento es el inicio temprano de un programa de fisioterapia. Los medios físicos como el calor el ultrasonido y la electricidad ayudan a disminuir el dolor y la inflamación. La siguiente fase de la fisioterapia basada en los ejercicios ayudará a recuperar la fuerza muscular y los rangos de movimiento.

Los tratamientos como la cirugía se emplean sólo en el caso de lesiones muy severas en las que ocurre el desgarro completo del músculo, o en los casos en los que el paciente con una lesión de los isquiotibiales no responde a las medias conservadoras como tratamiento médico y la fisioterapia o cuando las lesiones son recurrentes.

Fotos: iStock - Georgijevic / Georgijevic

 
 
 
Temas en Isquiotibiales
 

Redes Sociales