Definición ABC » Salud » Insuficiencia Renal

+

Definición de Insuficiencia Renal

Insuficiencia renal La Insuficiencia Renal es una condición seria en la cual el riñón ve limitada su capacidad de llevar a cabo sus diversas funciones, esto puede ocurrir como consecuencia de eventos agudos como la deshidratación o por un gran número de enfermedades crónicas asociadas.

Los riñones son dos órganos ubicados profundamente dentro del abdomen a cada lado de la columna vertebral, ellos cumplen diversas funciones entre las que destacan la filtración de la sangre para retirar una gran cantidad de sustancias, minerales, medicamentos y toxinas que serán eliminados del organismo a través de la orina. El riñón también es el órgano encargado de producir una hormona llamada eritropoyetina, cuya función es estimular la producción de los glóbulos rojos a nivel de la médula ósea así como de mantener el equilibrio acido básico del organismo.

La insuficiencia renal es puede ser de dos tipos, una forma es la insuficiencia renal aguda que puede ocurrir en pocos días como consecuencia de la disminución del volumen sanguíneo por condiciones como hemorragias o estados de deshidratación severa así como por el uso de medicamentos, especialmente los antiinflamatorios ni esteroideos o AINEs e incluso por el desarrollo de una condición conocida como nefritis que se asocia con procesos infecciosos y alérgicos. Esta condición se caracteriza por la diminución o ausencia en la producción de orina que puede acompañarse por la presencia de sangre en la orina, elevación de una serie de sustancias en la sangre y aumento de la presión arterial. La insuficiencia renal aguda por lo general es reversible si se identifica y se trata adecuadamente su causa.

Otro tipo de insuficiencia renal es la insuficiencia renal crónica, esta se produce como consecuencia de enfermedades como la hipertensión arterial, la diabetes y trastornos autoinmunes como el lupus. En estas patologías el daño se produce de forma progresiva especialmente cuando los pacientes no reciben tratamiento para estas condiciones o no se encuentran bien controlados.

A diferencia de la insuficiencia renal aguda, la insuficiencia renal crónica es una enfermedad progresiva e irreversible, en sus fases iniciales es asintomática y se reconoce solo por estudios de laboratorio que ponen en evidencia la falla renal al verse aumentados los niveles de una sustancia llamada creatinina. Para poder establecer la magnitud del daño renal es necesario llevar a cabo estudios especiales como la depuración de creatinina en orina de 24 horas, estudio que permite calcular la tasa de filtración glomerular que es el principal índice del funcionamiento renal.

A medida que avanza la insuficiencia renal se producen síntomas como la retención de líquidos con edema, dificultad para respirar por acumulación de fluidos en los pulmones, disminución de los niveles de la hemoglobina que originan un cuadro de anemia, disminución de los niveles de calcio en la sangre y aumento de los niveles de potasio.

La insuficiencia renal en fase avanzada se conoce como insuficiencia renal crónica terminal y es una condición seria en la que para mantener la vida se hace necesario que el paciente reciba tratamiento con diálisis para limpiar la sangre de los desechos y eliminar el exceso de volumen. Una vez que se inicia la diálisis esta debe mantenerse de forma continua tres veces por semana de por vida o hasta que el paciente reciba un trasplante renal.

 
 
 
Temas en Insuficiencia Renal
 

Redes Sociales