Salud » Ictus

Definición de Ictus

IctusEl ictus es sin dudas uno de los principales problemas de salud que afectan a los adultos mayores y en una menor medida a los niños y jóvenes, aunque el pronóstico en estos últimos es mucho más auspicioso que en el caso de los primeros.

Básicamente se trata de una afección cerebro vascular que se caracteriza porque los vasos sanguíneos allí localizados irrigan un menor flujo de sangre, es decir, no normal, y entonces no llegará la sangre al cerebro y las células correspondientes a esta zona no recibirán el oxígeno que necesitan para funcionar normalmente, y tras algunos minutos, en muchos casos sus consecuencias son fulminantes, no funcionan o mueren directamente.

Vale destacarse que a esta afección se la conoce también como ACV (Accidente Cerebro Vascular), trombosis y embolia.

Respecto de sus causas son variadas, algunas pueden evitarse cambiando por hábitos más saludables como por ejemplo dejar de tomar alcohol en exceso, de fumar y de ingerir drogas. Mientras tanto, existen tantas otras que están asociadas a la herencia genética que harán a una persona mayor predispuesta a sufrir un ictus porque hay antecedentes en su familia de mismos padecimientos.

También, la edad avanzada de las personas aumenta los peligros de sufrir ictus y por otro lado el padecimiento de algunas afecciones como ser: presión arterial alta, diabetes melitus, taponamientos en la arteria carótida, insuficiencias cardíaca, entre las principales.

Es importante que digamos que el ataque del ictus es súbito y puede en pocos minutos causar una lesión considerable, pudiendo estar acompañado de: parálisis del cuerpo, visión borrosa, problemas en el habla, en la visión, pérdida de la memoria y problemas a la hora de comprender, entre otros.

Existen dos ictus comunes, por un lado el ictus hemorrágico que se caracteriza porque el vaso sanguíneo se rompe directamente generando que la sangre fluya por el cerebro sin control y comprima el tejido del cerebro; y por otra parte el ictus isquémico que consiste en que el vaso sanguíneo se obstruye pero por dentro, normalmente lo generan las acumulaciones de grasa en las paredes de los vasos.

La manera de diagnosticarlo es a través de la revisación médica, el médico establece unas pruebas básicas y para corroborar el diagnóstico se pueden indicar prácticas como tomografía computada o resonancia magnética que podrán echar más luz sobre la localización y el tipo.

Es importante mencionar que quienes hayan sufrido un ictus tienen ciertas chances de volver a padecer uno, por eso es que deberían extremar sus controles y asimismo las recomendaciones médicas para evitar otro cuadro similar.

 
 
Autor: Florencia Ucha | Sitio: Definición ABC | Fecha: enero. 2015 | URL: https://www.definicionabc.com/salud/ictus.php
 
Temas en Ictus
 

Redes Sociales