Salud » Fiebre Tifoidea

Definición de Fiebre Tifoidea

La fiebre tifoidea es una enfermedad infecciosa producida por una bacteria, la Salmonella typhi. Su nombre deriva de la nomenclatura de la bacteria.

Manifestaciones de la fiebre tifoidea

Como su nombre lo indica, uno de los principales síntomas que la acompañan es la fiebre. Quienes presentan esta enfermedad desarrollan fiebre elevada, que puede alcanzar los 40 °C. Este es el primer síntoma y puede iniciarse hasta 3 semanas después de adquirir la infección.

La fiebre se acompaña por otros síntomas como dolor de cabeza y dolor abdominal tipo cólico. Existen además cambios en las evacuaciones con aparición de evacuaciones blandas o líquidas, decaimiento, malestar general, dolor muscular, tos seca y erupción en el cuerpo.

Todas estas manifestaciones pueden hacer confundir con una infección de tipo viral. Uno de los síntomas que pueden hacer sospechar la presencia de la fiebre tifoidea es la distensión del abdomen, que suele inflamarse y aumentar su tamaño.

Otra enfermedad muy similar en sus manifestaciones es el tifus, que también tiene un nombre parecido. Este último también produce fiebre alta, dolor muscular y articular, dolor abdominal, erupción en el cuerpo y disminución de la presión arterial. El tifus es una enfermedad completamente distinta, es producida por otra bacteria, la Rickettsia typhi que se adquiere mediante la picadura de una garrapata.

Su principal causa es la ingesta de alimentos contaminados

La salmonella se encuentra comúnmente en las heces fecales de animales como las aves. Se adquiere al ingerir alimentos contaminados con estos excrementos, lo que ocurre con frecuencia ya que estos son usados como fertilizantes contaminando los alimentos de origen vegetal.

Otra forma de adquirir la enfermedad es al manipular los alimentos inadecuadamente durante su preparación. Un ejemplo de esto es efectuar procedimientos como picar el pollo y a continuación cortar los vegetales que se van a consumir crudos con el mismo cuchillo sin lavarlo, o en la misma superficie dejando que los vegetales se impregnen con los jugos de la carne cruda.

También es posible que una persona enferma se contamine sus manos al realizarse su higiene luego de evacuar y contamine los alimentos al manipularlos sin lavarse previamente las manos.

¿Cómo se diagnostica?

Una vez que existe la sospecha de la enfermedad es necesario llevar a cabo estudios de laboratorio, principalmente exámenes de sangre y un examen de heces con un coprocultivo. Esto permitirá identificar la salmonella y corroborar este diagnóstico.

La enfermedad amerita tratamiento con antibióticos en todos lo casos. De no hacerlo pueden ocurrir lesiones serias como la perforación de los intestinos lo cual puede producir una hemorragia que lleve a la muerte del individuo.

Es una enfermedad prevenible

La infección por salmonella puede prevenirse con la aplicación de vacunas, sin embargo estas no tienen una efectividad del 100% y la protección que confieren se pierde con el paso del tiempo por lo que ameritan la revacunación.

La mejor forma de prevenir esta enfermedad es mediante la adopción de medidas de higiene y llevando a cabo una correcta manipulación de los alimentos.

Es imprescindible lavar bien cualquier alimento antes de ser consumido, no consumir alimentos crudos o jugos de frutas naturales de venta en la calle y hervir el agua que va a ser usada para el consumo.

Estas medidas deben extremarse en especial en regiones geográficas en donde existan casos de esta enfermedad de forma habitual, lo que es común en zonas rurales, en granjas o lugares en donde se críen aves o al viajar a países subdesarrollados de zonas tropicales.

Fotos Fotolia: Leremy / Xrender

 
 
Autor: Dra. Maria de Andrade | Sitio: Definición ABC | Fecha: febrero. 2019 | URL: https://www.definicionabc.com/salud/fiebre-tifoidea.php
 
Temas en Fiebre Tifoidea
 

Redes Sociales