Definición ABC » Salud » Contracción Muscular

+

Definición de Contracción Muscular

Contraccion muscular

Una de las principales cualidades de los animales es la capacidad de mover sus distintas partes corporales, este fenómeno hace posible cambiar la postura, erguirse, mantener el equilibrio y caminar, todo ello debido a la posibilidad de llevar a cabo un proceso fisiológico conocido como Contracción muscular.

Para poder comprender este fenómeno es necesario conocer la forma como se compone el músculo. Este tejido consta de varias unidades revestidas por membranas que se distribuyen originando compartimientos, las porciones más pequeñas conocidas como fibras musculares están formadas a nivel microscópico por células en cuyo interior se encuentran unas cadenas de proteínas llamadas actina y miosina. Estas cadenas se disponen de forma paralela alternando entre ellas, cuando ocurre el estímulo por parte del sistema nervioso, estos filamentos se deslizan unos sobre otros acercándose lo cual hace que la fibra muscular se acorte y se produzca la contracción muscular.

Este es un proceso complejo que requiere que tanto el músculo como el sistema nervioso funcionen adecuadamente. Si bien la contracción muscular es un fenómeno que podemos llevar a cabo conscientemente, también ocurre de forma independiente a nuestra voluntad e incluso sin darnos cuenta, según el tipo de musculo que se contraiga. Los músculos que podemos mover a voluntad son los músculos estriados, como los localizados en cuello, tronco y extremidades, además de este existen otros dos tipos de músculo, el músculo cardíaco y el músculo liso.

El proceso de contracción muscular del músculo estriado puede producir movimiento cuando ocurre de forma isotónica, en este proceso el musculo se contrae acortándose como ocurre por ejemplo al flexionar el antebrazo sobre el brazo al trabajar con una pesa, allí el bíceps se acorta lo cual hace que el antebrazo se acerque al brazo; también es posible que ocurra una contracción sin que haya movimiento ni acortamiento del músculo, esto se conoce como contracción isométrica y ocurre por ejemplo al emplear equipos de gimnasia pasiva. El músculo estriado se encuentra además sometido al estímulo del sistema nervioso que hace que mantenga cierto grado de contracción llamada tono muscular que es necesario para poder mantener una determinada postura.

El músculo cardíaco también es estriado pero tiene características propias que le permite contraerse de forma continua y permanente, sin descanso, desde el nacimiento hasta el momento de la muerte.

El músculo liso por su parte, se encuentra en las vísceras, en el también ocurren contracciones, a nivel digestivo estas se conocen como movimientos peristálticos y permiten el paso del alimento desde la boca hasta la parte final del tubo digestivo, el musculo liso puede contraerse de forma anormal o patológica dando lugar a dolorosos espasmos que pueden ocurrir a nivel de los bronquios disminuyendo el diámetro de la vía aérea dando así lugar a crisis de asma, en el esófago produce espasmos esofágicos que hacen pensar a veces en cuadros tipo angina, a nivel del uréter estos espasmos ocurren al tratar de impulsar un cálculo originando el cólico nefrítico, a nivel del intestino dan origen a los cólicos abdominales y a nivel ginecológico pueden ocasionar cólicos menstruales.

 
 
 
Temas en Contracción Muscular
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49115 fans
  • Twitter
    2303
  • Google
    453
  •