Definición ABC » Salud » Síndrome de la Bella Durmiente

+

Definición de Síndrome de la Bella Durmiente

Sindrome-Bella-DurmienteLos cuentos de hadas también sirven como inspiración para visualizar qué representa un síndrome determinado en la vida real. Uno de los cuentos clásicos por excelencia es el de la Bella Durmiente que muestra el caso de una joven que despierta de su letargo justo en el momento en el que un apuesto príncipe le da un intenso beso de amor. Sin embargo, en la vida real, el Síndrome de la Bella Durmiente no es nada romántico por las consecuencias negativas que el exceso de sueño produce en los afectados por el síndrome de Kleine-Levin.

Personas cuyo estilo de vida está totalmente alterado por el desorden que producen las largas horas de sueño que roban tiempo a otras rutinas personales. La persona tiene un sueño que no puede controlar, por esta razón, duerme mucho más allá de las 8 o incluso 10 horas que descansan muchos niños y adultos. Este exceso de reposo tiene una consecuencia directa: desorientación temporal puesto que el afectado pasa gran parte de su rutina en un sueño profundo y esto tiene unas consecuencias sociales, laborales y de ocio.

Mucho sueño y hambre voraz

Por otra parte, el exceso de horas de sueño también muestra una mayor tendencia hacia un estilo de vida sedentario, además de que cuando la persona despierta tiende a comer de forma compulsiva como consecuencia del tiempo que ha estado sin probar ningún alimento. A las largas jornadas de sueño se sucede un hambre voraz.

Este síndrome también produce una alteración en las relaciones sociales y también, en la pareja puesto que quien lo sufre no está disponible para los demás en muchos momentos. Este es un trastorno neurológico que pese a su nombre, lo sufren más chicos adolescentes que mujeres.

Sindrome-Bella-Durmiente-2

Se desconoce cuál es la causa

Todavía no se ha identificado la causa específica que produce este síndrome, al igual que se están investigando posibles remedios. Existen muy pocos casos de este síndrome, y esto también contribuye a que todavía siga siendo tan desconocido. Este síndrome también produce problemas de autoestima, tendencia al aislamiento, cambios bruscos de humor, apatía... El paciente puede ser atendido por un neurólogo y también por un psiquiatra que puede evaluar los síntomas, la intensidad de los mismos y prescribir un posible tratamiento.

Fotos: iStock - sandra_grutter / Michal Krakowiak

 
 
 
Temas en Síndrome de la Bella Durmiente
 

Redes Sociales