Religión » Dimensión Espiritual 3, 4 y 5

Definición de Dimensión Espiritual 3, 4 y 5

Según algunas doctrinas alternativas de corte pseudocientífico, el ser humano puede ir más allá de su existencia física y captar otras realidades, incluso de sí mismo. En este contexto se afirma que es posible acceder a nuevos ámbitos espirituales.

En otros términos, nuestro ser interior es capaz de percibir realidades ocultas e invisibles y cada una de ellas conforma una dimensión determinada.

La tercera dimensión se corresponde con el mundo material y la cuarta incorpora la parte espiritual del alma humana

Si nos encontramos en el tercer nivel de conciencia del yo entendemos el mundo y a nosotros mismos a partir de tres referencias: altura, anchura y profundidad. Esto implica que valoramos todo aquello que podemos tocar, ver y experimentar. En otras palabras, se trata de un plano primario de la conciencia, la cual se centra en el mundo físico.

En un siguiente nivel o plano incorporamos la parte espiritual, pues nuestra conciencia se amplia y somos capaces de entender la realidad con mayor plenitud y complejidad. Así, nos vemos a nosotros mismos como un cuerpo con unas necesidades y, al mismo tiempo, con el complemento afectivo y emocional.

Estas dos dimensiones del espíritu humano no tienen ningún componente extraordinario, ya que simplemente expresan la parte física y emocional de los individuos.

Una quinta dimensión espiritual va acompañada de una nueva faceta de la existencia

En este nivel de conciencia superior somos capaces de percibir que todas las cosas están unidas por una fuerza universal, el amor. Así, las personas se unen por alguna forma de amor y se alejan porque este sentimiento no existe.

Quien logra adentrarse en este plano espiritual superior se conoce mejor a sí mismo y es capaz de vivir de manera armoniosa y con plenitud.

Una reflexión sobre las dimensiones espirituales del ser humano

Si bien el hombre es un animal racional que nace, crece y finalmente muere, esta visión no satisface a todo el mundo. Muchas personas consideran que somos mucho más que simple materia. A partir de esta convicción se han creado todo tipo de doctrinas filosóficas y religiosas, así como propuestas de índole pseudocientífico.

Creemos en explicaciones que no son demostrables, pero que tienen un gran poder de atracción: el aura que nos envuelve, el yo cuántico, los registros akáshicos, la parte del alma que conecta con el todo, las energías positivas y negativas y un largo etcétera de fuerzas o aspectos misteriosos.

Sobre las diferentes dimensiones espirituales del hombre no hay ninguna certeza o evidencia de carácter científico. Sin embargo, hay que admitir que se trata de un discurso muy sugerente.

No es lo mismo decir que somos una compleja combinación de materia que afirmar que una quinta dimensión espiritual nos proporcionará la paz y la armonía con el universo.

Foto: Fotolia - cristina_conti

 
 
Autor: Javier Navarro | Sitio: Definición ABC | Fecha: agosto. 2018 | URL: https://www.definicionabc.com/religion/dimension-espiritual.php
 
 

Redes Sociales