Medio Ambiente » Huracán Félix

Definición de Huracán Félix

En la madrugada del 4 de septiembre de 2007 un huracán de fuerza 5 en la escala Saffir-Simpson azotó las costas de Nicaragua y parte del territorio de Honduras y Guatemala. Y como todos los huracanes tienen su nombre, éste fue llamado Félix. Gracias a los sistemas de predicción meteorológica fue posible identificar el origen del huracán en el Caribe y de esta manera se pudieron coordinar las acciones para frenar su efecto destructor.

Principales daños e intervención humanitaria

La fuerza del viento superó los 250 km/h y en su recorrido destrozó más de 140 comunidades próximas a la costa Atlántica. Más de 300.000 personas padecieron sus efectos, 102 murieron, hubo un total de 73 desaparecidos y más de 17000 tuvieron que abandonar sus hogares. Miles de viviendas fueron destruidas, más de un millón de hectáreas de bosque fueron devastadas y muchas comunidades se convirtieron en campos de refugiados temporales.

El paso del huracán Felix afectó singularmente a las regiones nicaragüenses del Atlántico. Hubo daños medioambientales de todo tipo: mortandad de peces en las lagunas, reducción del pasto marino, migración de monos a otros ecosistemas, campos de cultivos destrozados, manglares de los ríos dañados, etc. Estas alteraciones medioambientales tuvieron consecuencias en la cadena alimenticia de los animales y afectaron a la pesca y la caza como actividades de subsistencia. Treinta días después del huracán, las aguas de los ríos se encontraban contaminadas.

En pocos días se activó un programa internacional de ayuda humanitaria cercano a los 40 millones de dólares, que se emplearon para tareas de emergencia y para el restablecimiento de las infraestructuras básicas. Hay que tener en cuenta que después del huracán se tuvieron que tomar medidas para controlar posibles incendios forestales y distribuir medicinas entre las poblaciones afectadas.

La historia de las catástrofes naturales en Nicaragua

Algunos expertos consideran que la situación geográfica de Nicaragua es propicia para ciertas catástrofes naturales. En este sentido, se ha llegado a decir que es un país "multiamenaza".

- En 1835 el volcán Cosigüina ocasionó una erupción que estremeció a toda Centroamérica. En 1971 el huracán Edith de categoría 5 causó efectos similares al huracán Felix de 2007.

- En 1972 se produjo un terremoto que afectó especialmente a la capital, produciéndose más de 19.000 muertes y la destrucción parcial de Managua.

- En 1988 el huracán Juana generó la evacuación de más de 300.000 personas.

- En 1992 un tsunami en la costa del Pacífico causó grandes destrozos y más de 170 muertos.

Fotos: Fotolia - Jurgen Falchle / Sergii Rostetskyi

 
 
Autor: Javier Navarro | Sitio: Definición ABC | Fecha: marzo. 2017 | URL: https://www.definicionabc.com/medio-ambiente/huracan-felix.php
 
 

Redes Sociales