Definición ABC » Medio Ambiente » Caliptra

+

Definición de Caliptra

El término de esta entrada forma parte del vocabulario especializado de la botánica, una disciplina científica que dio sus primeros pasos en el siglo lV a. C en Grecia con la primera clasificación de los vegetales elaborada por Teofrasto. Sin embargo, no fue hasta el siglo XVll cuando se introdujo el concepto de célula vegetal y se asentaron las bases de la anatomía de los vegetales.

La caliptra se encuentra en las raíces de las plantas

El conjunto formado por las raíces, el tallo y las hojas constituyen el aparato vegetativo de las plantas. Si nos centramos en la raíz, ésta cumple dos funciones básicas: mantener su sujeción en el suelo y absorber el agua y las sales minerales del terreno.

En cuanto a sus partes, toda raíz se divide en cuatro estructuras:

1) una raíz principal,

2) una serie de raíces secundarias,

3) la caliptra y

4) los pelos absorbentes.

La raíz principal es la parte más gruesa y las secundarias son aquellas de menor tamaño y que salen de la principal. La caliptra es la estructura que permite la protección de toda la raíz y, su vez, dicha protección es lo que permite que pueda desarrollarse por el interior del suelo. Los pelos absorbentes tienen, como su nombre indica, la función de absorber el agua y las sales minerales del suelo. En este sentido, hay que indicar que las plantas son seres autótrofos, ya que son ellas mismas las que se proporcionan su alimento.

Características de la caliptra

Posee unas células específicas, las llamadas células parenquimáticas, las cuales permiten la fotosíntesis y el almacenamiento de sustancias de reserva de la planta.

La caliptra, también conocida como cofia, actúa como elemento protector, de tal forma que su estructura funciona como una barrera para que las células meristemáticas permitan el desarrollo de la raíz en el suelo. La caliptra produce una sustancia que facilita la viscosidad de la planta, el mucilago (esta sustancia sirve como contrapeso a la fuerza de la gravedad).

En el interior de la caliptra hay un alto contenido de almidón, una sustancia fundamental para que las plantas puedan almacenar su alimento. Hay que tener en cuenta que el almidón se sintetiza a partir de la obtención de dióxido de carbono que se toma de la atmósfera y, paralelamente, del agua que se absorbe del suelo.

En cuanto a su forma, la caliptra tiene una estructura cónica con la que es posible proteger el tejido meristemático de las plantas (las células de este tejido son las encargadas del desarrollo de la planta). El tejido de la caliptra es blando y no se puede percibir a simple vista.

Fotos: Fotolia - raresb / flaya

 
 
 
Temas en Caliptra
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49117 fans
  • Twitter
    2302
  • Google
    453
  • Recientes en Medio Ambiente