Historia » Reinos de Taifas

Reinos de Taifas - Definición, Concepto y Qué es

En la lengua castellana nos referiremos a “reinos de taifas” cuando estemos hablando de una estructura compuesta de múltiples partes (generalmente una estructura humana), pero separadas entre ellas por fronteras de algún tipo, de forma que, al no poder cooperar, se debilitan. Pero ¿de dónde viene esta expresión?

Los reinos de taifas fueron los pequeños reinos musulmanes producto de la desintegración del Califato de Córdoba en una constelación de estados independientes que debían más a los intereses particulares de sus mandatarios que a una realidad político-social concreta.

La desintegración se produjo a partir del año 1.009 d.C. con la deposición del califa Hisham II, tras el cual se suceden varios califas, hasta que culmina en 1.031 con la deposición, por una revuelta popular, de Hisham III, el último califa. Entonces, el califato es formalmente abolido.

A partir de entonces, se produce un proceso similar al que también se estaba produciendo en el campo cristiano, una centrifugación del poder que lo lleva a descentralizarse primero para fragmentarse territorialmente después.

Esto quiere decir que los representantes locales del poder local, en algún momento cortaron el lazo de vasallaje/fidelidad que les unía, y declararon su independencia.

Entre las primeras y más famosas taifas que podemos citar, se encuentran las de Zaragoza, Valencia, Toledo, Denia o Granada.

Las causas de la formación de los reinos de taifas eran, principalmente, las luchas por el poder de familias musulmanas nobles, aunque también hallamos problemas más profundos, como una fracción social de tipo racial entre los diferentes pobladores musulmanes de la península.

Descendientes de las primeras oleadas invasoras, teníamos a árabes y bereberes, a los que tenían que sumarse los pobladores autóctonos convertidos y/o asimilados culturalmente en algún nivel, aunque en general no totalmente.

La fragmentación del antiguo califato dió como resultado una serie de estados que, en conjunto, eran más débiles. Esto favoreció la “reconquista”

Esto es debido a la competencia establecida en todos los sentidos entre los distintos reinos de taifas, tanto en los campos económico y cultural, como en el terreno militar.

Esto coincidió con una época en la que, tras estabilizarse las fronteras con el mundo cristiano en la Península Ibérica, los reinos cristianos empezaron un camino de prosperidad económica, cultural, y de expansión demográfica, lo que en conjunto llevó también a una época de crecimiento militar.

La desintegración de un gran reino en diversas partes fue, pues, una de las causas responsables del éxito del proceso de reconquista, al permitir a los reinos cristianos atacar separadamente a cada una de estos más pequeños.

No fueron estables en el tiempo, ya que al pelear entre ellos y contra los reinos cristianos, se dieron conquistas y fusiones entre ellos mismos, así como desapariciones de las taifas a medida que la reconquista iba avanzando.

Un ejemplo del debilitamiento de las taifas eran las parias, los impuestos que los reinos cristianos les imponían, convirtiéndolas así en tributarias.

La evolución de los distintos reinados llevó a tres fases distintivas dentro de esta etapa, hasta que el reino de Granada, la última taifa, cayó.

Como durante todos estos periodos, los reinos de taifas se destacaron por su progresivo debilitamiento, la expresión “reinos de taifa” quedó en lengua castellana como indicadora de la debilidad provocada por la división.

Fotos: Fotolia - dudlajzov

 
 
Autor: Guillem Alsina González | Sitio: Definición ABC | Fecha: enero. 2018 | URL: https://www.definicionabc.com/historia/reinos-taifas.php
 
Temas en Reinos de Taifas
 

Redes Sociales