Definición ABC » Historia » Cohorte Romana

+

Definición de Cohorte Romana

El concepto de cohorte romana debe entenderse en el contexto del ejército de la Antigua Roma, comprendiendo seiscientos combatientes organizados.

Estructura de mando de las legiones romanas

La expansión territorial de la antigua civilización romana se debió, en gran medida, a la eficacia de la legión. Salvo algunas excepciones, ningún ejército del mundo pudo superar a la legión romana.

En cuanto a su estructura militar, el mando jerárquico lo ostentaba el emperador como jefe supremo. Luego venían los primeros ministros, lo que entonces se conocía como prefectos de pretorio, quienes constituían el alto mando militar. Cada legión estaba liderada por un general y era el responsable de dar las órdenes de mando (el general podía ser un pretor o bien un cónsul). En un escalafón inferior se encontraba el legado o comandante y bajo su mando tenía varias unidades o legiones.

Estos puestos de responsabilidad militar estaban asociados a la responsabilidad administrativa. En un nivel intermedio de mando estaban los oficiales (normalmente cada legión tenía siete oficiales, uno el prefecto y los otros seis los tribunos) y los centuriones, quienes eran la pieza clave de la legión romana, pues infundían disciplina en las tropas.

La distribución de los soldados

El centurión era el máximo responsable de cien soldados, es decir, una centuria. Si había dos centurias, se trataba un manipulo y si había un total de seis centurias se formaba una cohorte. De esta manera, una cohorte estaba conformada por 600 soldados y una legión eran 6000 soldados, es decir, diez cohortes. Sin embargo, no todas las cohortes eran iguales, puesto que la primera estaba integrada por los mejores legionarios, la sexta por los soldados más jóvenes, las octava eran tropas de élite y las cohortes menos experimentadas eran la segunda, la cuarta, la séptima y la novena.

Otras modalidades de cohortes

Al margen de las cohortes como estructura de la legión, había otras modalidades. En este sentido, la guardia personal del emperador era conocida como cohorte pretoriana.

Los soldados encargados de proteger las ciudades recibían el nombre de cohorte urbana y sus miembros no formaban parte de las expediciones militares a otros territorios. Los soldados que actuaban como vigilantes nocturnos en la ciudad eran los de menor rango y formaban parte de las conocidas cohortes de vigiles.

Fotos: Fotolia - ashva73 / funway5400

 
 
 
Temas en Cohorte Romana
 

Redes Sociales