Definición ABC » Historia » Braille

+

Definición de Braille

Durante siglos las personas ciegas no pudieron disponer de ningún sistema que les permitiera la lectura. Esta circunstancia provocaba la imposibilidad de acceder a la cultura y al conocimiento. Esta situación cambió radicalmente cuando en el siglo XlX Louis Braille ideó un sistema de lectoescritura que permitía a los ciegos poder leer y escribir utilizando las yemas de sus dedos.

El alfabeto braille

Este alfabeto parte de una idea simple pero muy ingeniosa: que la yema de los dedos toque una combinación de seis puntos en relieve, pues cada una de las posibles combinaciones se corresponde con letras, cifras, así como signos de puntuación y signos matemáticos.

Inicialmente esta propuesta se pensó para que los ciegos pudieran leer, pero en poco tiempo se dieron dos novedosos avances: la escritura a mano utilizando una regleta y un punzón y la adaptación de la máquina de escribir tradicional al sistema braille. A partir de la llegada de la computación a finales del siglo XX, los ciegos tienen la posibilidad de manejar un ordenador a través de un teclado braille. Estos avances han sido toda una revolución para que los ciegos lean y escriban de manera autónoma. Gracias al braille los niños sin visión se han integrado en el sistema educativo convencional.

Origen histórico

Louis Braille nació en 1809 en Coupvray, una pequeña localidad muy cercana a Paris. A los cuatro años sufrió un accidente doméstico que le provocó ceguera total en ambos ojos. A pesar de su limitación asistió a la escuela con normalidad.

Si bien era un alumno inteligente, su ceguera no le permitía acceder a todos los conocimientos. Por este motivo sus padres decidieron enviar a su hijo a la primera escuela de niños ciegos fundada en Paris cuando contaba diez años.

En aquel centro, el joven Louis convivía con unos cien niños y niñas que carecían de visión. Un día los alumnos recibieron la visita de Charles Barbier, un militar que había inventado un sistema de escritura en relieve pensado para que los soldados pudieran leer de noche y sin necesidad de utilizar la luz. La idea de Barbier se fundamentaba en la relación entre unos relieves y la fonética de las palabras.

La invención de Barbier supuso una motivación para que el joven Louis Braille se pusiera a trabajar en un sistema más elaborado y adaptado a los ciegos. A los 16 años Louis Braille sentó las bases del alfabeto que lleva su nombre.

Cuando abandonó su etapa escolar, se convirtió en profesor para niños ciegos. Sin embargo, su mala salud le llevó a la muerte a los 41 años.

Fotos: Fotolia - Meinlp / Andrew Adams

 
 
 
Temas en Braille
 

Redes Sociales