General » Sandía

Definición de Sandía

SandiaEn cualquier frutería podemos encontrar sandías pero, curiosamente, no se trata propiamente de una fruta, pues la sandía es una planta cucurbitacea, como las calabazas, los pepinos o los melones.

Lo que primero llama la atención de la sandía es su gran tamaño y considerable peso. Tiene una corteza verdosa y lisa y su interior presenta un intenso color rojo. Posee unas semillas o pepitas de color negro que habitualmente se desperdician aunque son comestibles (las pepitas son una fuente de minerales, proteínas y fibra).

Principales nutrientes

Si bien es un alimento refrescante, muy apropiado para el verano y con un elevado porcentaje de agua, la sandía tiene interesantes propiedades nutritivas. Contiene azúcares, minerales como el potasio, el fósforo o el magnesio, ácido fólico, así como vitaminas A, B, C y E. En consecuencia, la sandía es mucho más que agua.

Beneficios para la salud

Sus propiedades se traducen en toda una serie de beneficios para el organismo. En primer lugar, la vitamina C que posee es beneficiosa para prevenir el asma y actúa igualmente como antioxidante natural. Su consumo periódico ayuda a regular los niveles de presión arterial. La combinación de agua y fibra combaten el estreñimiento y depura el aparato digestivo. Es ideal para evitar la deshidratación, especialmente en los meses calurosos. La vitamina A que posee es un nutriente que sirve para mantener la piel tersa y el cabello sano. Hay estudios que acreditan que la sandía fortalece el corazón y previene problemas en la próstata (estos beneficios se deben al licopeno, una sustancia que también se encuentra en la zanahoria o el tomate).

Sandia-2Una curiosidad sobre la sandía está relacionada con su corteza, que tradicionalmente no se consume pero se ha demostrado que contiene nutrientes muy beneficiosos para la salud (la corteza posee un aminoácido, la citrulina, que mejora el rendimiento físico y sirve para tratar la disfunción eréctil).

En la gastronomía

Las posibilidades gastronómicas que ofrece la sandía son inmensas. Con ella es posible hacer mermelada, ensaladas para el verano, elaborar sorbetes, sopas, helados, gazpacho, combinada con otras frutas para hacer una macedonia y es perfecta como zumo refrescante. Así, es algo más que un postre bajo en calorías, ligero y jugoso.

Fotos: iStock - Sami Sert / komargallery

 
 
Autor: Javier Navarro | Sitio: Definición ABC | Fecha: octubre. 2015 | URL: https://www.definicionabc.com/general/sandia.php
 
Temas en Sandía
 

Redes Sociales