Definición ABC » General » Labrador

+

Definición de Labrador

Persona que trabaja la tierra para cultivos

El concepto de labrador dispone de varios usos en nuestra lengua.
Uno de los más conocidos y usados por todos es para referirse a aquella persona que se dedica profesionalmente a labrar la tierra, que cultiva per se la misma, ya sea de su propiedad o como empleado del dueño de esas tierras.

Mayormente el trabajo que el labrador realizar consiste en arar la tierra, abriendo surcos en la misma, a través de una máquina como el arado o de otra herramienta manual, para hacerla más productiva y por supuesto poder desarrollar los cultivos correspondientes. También a la persona que desarrolla esta actividad se la suele llamar trabajador rural o campesino.

Debemos destacar que el de labrador es un trabajo ciertamente duro ya que demanda fuerza y el trabajo se realiza en horas muy tempranas y durante largas jornadas.

Raza de perro doméstico y de tareas oriundo de Canadá

Y por otra parte el concepto se emplea extendidamente también para denominar a una de las razas de perros domésticos más populares de los últimos años, el Labrador retriever. Este perro es oriundo de Canadá, más precisamente del territorio de Terranova situado en el mencionado país.

Perro de trabajo y de compañía

La fantástica difusión que ha conseguido el labrador está en estrecha vinculación, por un lado con su excelente carácter, muy predispuesto siempre de ánimo, lo que lo hace un excelente perro de compañía para vivir y crecer en una familia. Y por otra parte también es una muy buena raza, que correctamente entrenada sabrá desarrollar a la perfección y efectivamente trabajos de caza, de asistencia a personas discapacitadas, rastreo y detección de sustancias ilegales.

Labrador-2Por lo expuesto es muy común ver a los perros de esta raza integrar las brigadas de la policía y asimismo en algún jardín compartiendo juegos con los niños.

Características de la raza

En cuanto a sus características físicas más salientes debemos decir que se trata de un perro de gran porte, cuya altura oscila entre los 53 y 59 cm. Y el peso entre 27 y 40 kg. Los colores más comunes son el chocolate, negro y amarillo.

Por la tremenda energía que disponen es indispensable que el labrador reciba por parte de sus dueños ejercitación, juegos, y entrenamiento de algún tipo. De este modo podrá canalizar efectivamente su vitalidad innata y será un perro súper feliz con el cual convivir o utilizar como compañía en algunas de las tareas indicadas.

Fotos: iStock - ChiccoDodiFC / PeopleImages

 
 
 
Temas en Labrador
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49186 fans
  • Twitter
    2291
  • Google
    434
  •