Definición ABC » General » Dualidad

+

Definición de Dualidad

Se habla de dualidad cuando es un hecho la reunión de dos caracteres o características distintos en una misma persona o cosa.

Reunión de características diferentes en una misma persona o cosa

La dualidad en este sentido es vista como una particularidad que pueden presentar las cosas o las personas dado que es singular que alguien o algo presente dos aspectos o características diferentes y opuestas.

Pensemos en una persona que en el plano profesional se demuestra amable, proactiva y dispuesta siempre a resolver los problemas que surgen del devenir de su labor, en tanto, esa misma persona, en el plano personal se muestra muy opuesta a aquella que es en el trabajo: es hosca, poco sociable, no quiere que su entorno cercano le traiga problemas y no es activa a la hora de la resolución de sus problemas personales.

Teología y Filosofía: dos principios supremos autónomos y opuestos

En tanto, en la Filosofía y la Teología se llama dualismo a aquella doctrina que justamente postula la existencia de dos principios supremos independientes, antagónicos y además irreductibles.

Por ejemplo, las nociones de bien y de mal resultan ser un buen ejemplo de dualidad, porque ambas se definen por oposición una de otra y además suponen dos esencias totalmente opuestas; materia-espíritu y realismo-idealismo son algunas otras expresiones de dualismo.

En la filosofía china la cuestión de la dualidad es un tema que se encuentra muy presente y forma la parte central de las cuestiones que propone la misma. A través de la noción conocida popularmente como el yin y el yang la filosofía china resume las dualidades que se encuentran presentes en el universo.

La noción de yin y del yang se puede aplicar tanto a cualquier situación como a cualquier objeto y principalmente lo que sostiene es que en todo lo bueno siempre habrá algo malo y en todo lo malo será posible que encontremos algo bueno.

En la filosofía, uno de sus máximos exponentes como fue el filósofo griego Platón, expuso de manera contundente y clara el tema del dualismo, así que ahí tenemos noción del tiempo que hace que se aborda este concepto tanto en la filosofía como en la teología.

Para Platón existen dos realidades: una sensible y caracterizada por las imperfecciones, y por otro lado la realidad de un mundo perfecto, que es el de las ideas.
Otra distinción que realiza en relación a estas dos realidades disímiles es el cuerpo que forma parte del mundo sensible e imperfecto, y del alma, que por el contrario es eterna y perfecta y forma parte del mundo de las ideas.

Platón sostenía que cuando el individuo nace el alma se encierra en un cuerpo imperfecto que en algún momento encontrará la finitud con la muerte, en tanto, ese mismo momento será el de la liberación del alma.

Cuando tiempo después Aristóteles aparece en escena, se ocupará de negar esta propuesta, porque para él el cuerpo y el alma constituían una unidad indisoluble y que es necesaria.

En tiempos más modernos se retoma la propuesta de Platón, por ejemplo filósofos como Descartes y como Kant hablarán de la diferencia entre materia y espíritu.

Por su parte, el dualismo teológico sostiene la existencia de un principio divino: el bien, el cual se asocia con la luz y en oposición absoluta a este se encuentra otro principio divino: el mal o las tinieblas. Dios es el responsable de la creación del bien mientras que el mal es atribuido al ingenio del diablo. La síntesis que hace el dualismo teológico es que quita de toda culpa y cargo de la existencia del mal en el mundo al hombre, es decir, lo libera de la responsabilidad de provocarlo.

Esta corriente resulta ser rechazada de plano por la Iglesia Católica , ya que la misma habla de un Dios omnipotente e infinito que no da lugar a la existencia del mal, que de alguna manera limite su potencial creador. Todo lo que existe en el planeta fue creado por Dios, dice la Iglesia Católica y por lo tanto nada de ello puede ser malo.

Existencia de dos cosas al mismo tiempo

Por otro lado, dualidad es la cualidad de existencia de dos cosas al mismo tiempo. “Durante un lapso en el club hubo dualidad de presidentes”.

Esta situación puede darse porque por ejemplo hay una autoridad elegida, tal es el caso del ejemplo que dimos, un presidente de un club de fútbol, y cuando se llevan a cabo las elecciones se elige a otro presidente, sin embargo, se suscita un problema con la legitimidad de las mismas y entonces terminan por convivir los dos hasta que se resuelve el problema.

No es corriente pero es algo que suele suceder en la política especialmente.

 
 
 
Temas en Dualidad
 

Redes Sociales