Definición ABC » General » Dependencia Física

+

Definición de Dependencia Física

dependencia-fisicaCualquier tipo de dependencia es negativa puesto que cuando el ser humano pone su bienestar en un bien externo a sí mismo deja de ser dueño de sus actos. Existen distintos tipos de dependencia.

Una de ellas, es la emocional. Así sucede, por ejemplo, cuando dos personas están inmersas en una relación de pareja tóxica y son víctimas del apego insano que produce una relación bajo el esquema "ni contigo, ni sin ti".

La dependencia corporal

Sin embargo, la dependencia también puede ser física como se muestra en el caso de una adicción. Por ejemplo, un fumador tiene dificultades para dejar el tabaco ya que al tener este hábito poco saludable durante un tiempo ha desarrollado una dependencia física hacia el tabaco.

Esto no significa que no se pueda romper esta dependencia sino que es importante estar mentalizado del esfuerzo que implica resistir a la tentación cuando se trata de superar una adicción como el tabaco.

Cuando una persona sufre un problema de alcoholismo puede desarrollar un síndrome de abstinencia durante los primeros días sin tomar alcohol. Se trata de una reacción física del organismo. Conviene puntualizar que existen ocasiones en las que la dependencia física y la dependencia psicológica pueden estar muy unidas. Así ocurre, por ejemplo, en el caso de la adicción a las drogas.

Síntomas de la dependencia física

Dependencia-fisicaLa dependencia es esa barrera que la persona debe de romper. En ocasiones, la dependencia psicológica puede ser más fuerte que la física. Por ejemplo, un fumador que ha logrado dejar de fumar durante cinco días ha dado un paso muy importante para romper esa dependencia física. Sin embargo, a partir de ese momento, la persona tiene que luchar para superar la dependencia emocional.

Durante los primeros días sin fumar, el fumador experimenta distintos síntomas fruto de esa dependencia física: la incómoda sensación de ansiedad, irritabilidad y cambios bruscos de humor, dificultades para conciliar el sueño, incremento del apetito, especialmente, deseo de tomar dulces.

Otras consecuencias posibles son: las dificultades para mantener la concentración en el trabajo, la sensación de malestar general en ciertos momentos y el nerviosismo excesivo.

Toda dependencia se puede superar por lo que es muy importante ser consciente del esfuerzo necesario para tal fin. En la mayoría de los casos, es adecuado pedir ayuda.

 
 
 
Temas en Dependencia Física
 

Redes Sociales