Definición ABC » General » Delegado Sindical

+

Definición de Delegado Sindical

Un delegado es aquella persona a la cual se le delega la representación de una facultad, una organización, o una jurisdicción, entonces, representará a otra persona, o en su defecto a una institución o entidad, ya sea en un evento o situación determinada, como puede ser una reunión de trabajo o una conferencia, o bien de modo permanente, considerado como trabajo fijo de delegado, asumiendo la representación de esa persona u organización en todo momento que le sea requerido.

Trabajador afiliado a un sindicato y que es elegido por sus compañeros para que los represente y defienda ante quien corresponda sus intereses y derechos

Y sindical resulta ser todo aquello propio o relativo al sindicato.

En tanto, sindicato será aquella asociación de trabajadores creada con el propósito de defender los intereses económicos y laborales de sus miembros.

Entonces, el delegado sindical será aquel trabajador elegido por sus compañeros afiliados al sindicato, para que los represente en actos, reuniones o cualquier otro tipo de situación que suponga la discusión de sus intereses, por tanto, estará absolutamente habilitado para llevar adelante negociaciones en nombre de sus representados, así como también a la hora de impulsar gestiones o decisiones que siempre tengan como fin último el bienestar de todos los miembros del sindicato en cuestión.

Las elecciones sindicales son la vía por excelencia a través de la cual los trabajadores de un área determinada constituida en sindicato, eligen de manera democrática a sus representantes.

Por supuesto, una condición sin equanom, para que un individuo sea elegido delegado sindical, es que se encuentre afiliado al sindicato en cuestión.

Cada legislación cuenta con sus propias normas de elección, por ejemplo, en el caso de España las elecciones se realizan por centros de trabajo y dependiendo de la cantidad de trabajadores que ostente la empresa o el sindicato, se determinará la cantidad de delegados a elegir.

Pelear salarios con los empleadores y conseguir mejores condiciones de trabajo

Una de las principales actuaciones que lleva a cabo el delegado sindical es la reunión con los empresarios, con el estado, o con ambos actores, para discutir aumentos salariales en el marco de lo que se conoce popularmente como paritarias, reuniones formales entre las mencionadas partes en las cuales se debate el aumento de los salarios, la entrega de algún bono especial, entre otras cuestiones remunerativas inherentes a los trabajadores del sindicato.

En situaciones inflacionarias, estas discusiones en reuniones son muy habituales ya que los delegados sindicales deben salir a defender los intereses del bolsillo de sus representados que por supuesto se ve golpeado por el alza de los precios que no se condice con el atraso de su salario, si es que no es aumentado en relación al índice inflacionario vigente.

Convocatoria a huelga si no se cumplen las demandas

Por supuesto siempre existe un tire y afloje entre gremios, empresarios, y estado, porque los empresarios no quieren ceder muchas veces a las demandas de los delegados, y cuando las cuestiones se tensan y no se llega al acuerdo es habitual que el delegado sindical convoque a sus representados a la realización de un paro de actividades en el sector en clara señal de protesta contra la negativa del aumento.

Es una realidad que hay gremios que son más fuertes que otros y entonces los primeros suelen empujar a su favor las discusiones y demandas, tal es el caso de los transportes, docentes, camioneros, bancarios, entre otros.
Y entonces, muchas veces los logros de estos suelen sentar precedentes y ayudan a otros gremios de menor peso a arreglar mejores condiciones salariales.

Los sindicatos supieron cobrar vigor y presencia en la escena laboral a partir de la Revolución Industrial.
Los obreros, muchas veces explotados, empezaron a reunirse para tratar de revertir sus situaciones y así es que de estas agrupaciones surgieron asociaciones formales como los sindicatos, que se ocupaban de defender a los trabajadores del yugo a los que eran sometidos por sus empleadores, y también reclamar mejoras en las condiciones de contratación, sueldo, descanso, entre otras.
En tanto, cada una de ellas elegía un portavoz o líder que era el encargado de llevar la voz cantante y transmitir los reclamos, así es que surge la figura del delegado sindical.

 
 
 
Temas en Delegado Sindical
 

Redes Sociales