Definición ABC » General » Cupido

+

Definición de Cupido

A instancias de la mitología romana, tal como se denomina al conjunto de mitos y leyendas correspondiente a la cultura de la Antigua Roma, Cupido, es el dios del amor, es decir, per se, simboliza, representa, el deseo amoroso entre los amantes y enamorados.

Mitología Romana: dios del amor que expresa el deseo entre los amantes y los que se aman

Y no era para menos, ya que de acuerdo a las creencias, Cupido, es el fruto de la unión de Venus, la famosa diosa romana del amor y de Marte, tal como se conocía al dios de la guerra.

Representación iconográfica

La imagen con la cual se ha representado históricamente a Cupido es a través de un niño alado, o sea, dispone de alas en su espalda, con los ojos vendados y está armado con un arco, una flecha y una aljaba, que es una especie de caja usada por los arqueros y que sirve para transportar sus flechas.

También es común que en algunas representaciones se lo muestre con los ojos vendados con la misión de dar a entender que el amor es ciego, es decir, cuando alguien se enamora nada más importará, por ejemplo, la belleza, porque el amor nace del alma y no de lo físicamente bello.

Las flechas son elementos que disponen de una especial referencia en su figura y en lo simbólico también porque Cupido usa las flechas para enlazar los corazones de los enamorados, y las personas solemos usar, por caso, expresiones populares como por ejemplo: “Juan me flechó de amor apenas lo conocí”.

Hijo de los dioses Marte y Venus

Si bien existen otras teoría que indican que Cupido sería hijo de otros dioses romanos, la propuesta del poeta griego Simónides de Ceos que sostenía que Cupido resultó de la unión de Marte y Venus es la que más se ha apoyado, en tanto, según la misma, Cupido, habría nacido en Chipre al igual que su madre Venus.

Cabe destacar, que en sus primeros meses de vida y como consecuencia de la amenaza que Júpiter lanzó sobre él, Venus, lo escondió en el bosque y lo hizo amamantar por unas fieras.

A pesar de ello, Cupido, creció bello y valiente como sus progenitores y sería en el bosque en el que se procuraría sus característicos elementos de arco, flecha y aljaba.

Usaba dos tipos de flecha: para enamorar y sembrar la indiferencia

También, de acuerdo a la leyenda, Venus, le habría entregado a su hijo dos tipos de flecha, unas con puntas de oro que serían las encargadas de sembrar el amor y otras, con cabeza de plomo, que se ocuparían de lo opuesto: de sembrar el olvido, la indiferencia y el desamor.

Pero Cupido no era un niño alado inocente ni mucho menos sino que muchas veces resultaba muy problemático, y entonces en lugar de asistir a su madre Venus, usaba su poder para complicar las cosas, interferir en la vida de los mortales y de los dioses.

Por ejemplo a Apolo, una vez que se enoja con él porque se había burlado de su habilidad como arquero lo flechó para que se enamore de Dafne, mientras que a ella le disparó una flecha de la indiferencia, y claro, ello causó mucho dolor en estos…

Para los que gustan de trazar paralelos y similitudes con la otra mitología clásica de la antigüedad, la griega, el equivalente de Cupido allí es Eros.

Un mito que trascendió el tiempo y la propia mitología y llega a nuestros días

Una de las curiosidades que circundan el mito de Cupido es que el mismo ha logrado trascender a la mismísima mitología y se ha convertido en parte integrante del imaginario colectivo de todos los tiempos y por tanto resulta ser la imagen que más se empleó ayer, hoy y seguramente mañana también, a la hora de representar el amor.

Tanto es así que Cupido saltó de la mitología propiamente dicha y se integró a diversas historias de ficción, en la literatura, la televisión, el cine, el teatro, entre otros, para justamente representar al amor o bien ser el encargado de sembrarlo en algunos…

También debemos decir que en los últimos años, Cupido, se ha vuelto el ícono de la celebración del amor más extendida y popular del mundo como es el día de San Valentín, o día de los enamorados, que se celebra cada año el 14 de febrero y en el que los enamorados aprovechan para festejar su amor de diversas maneras.

Regalos, salidas y cenas románticas, son algunas de las modalidades más corrientes a la hora de festejar este día tan especial.

En tanto, los negocios que comercializan regalos para este día tan particular utilizan especialmente la figura de Cupido para promocionar sus productos.

 
 
 
Temas en Cupido
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49186 fans
  • Twitter
    2291
  • Google
    434
  •