General » Contradicción

Definición de Contradicción

Se produce una contradicción cuando afirmamos algo totalmente diferente y opuesto a lo que hemos expresado sobre la misma cuestión con anterioridad.

Afirmar algo diferente a lo que se dijo anteriormente

Entonces, será una clara contradicción decir hoy que: Juan nos cae muy bien cuando hace unas semanas atrás comentamos respecto de él que es una persona que no nos gusta cómo se comporta en todo sentido.

Negación de lo que se asegura como verdadero

También será una contradicción la negación de aquello que se afirma como verdadero.

Así, “expresar que el presidente no incurrió en malversación de fondos públicos cuando la justicia determinó que sí lo ha hecho será una contradicción.”

Oposición entre dos temas

Por otro lado, a la oposición entre dos cuestiones, asimismo, será considerada como una contradicción.

Esto es posible porque dos situaciones que plantean diferencias ya de por sí implicarán un contraste, un antagonismo.

Hay personas que por tener una tendencia a la indecisión, pueden además resultar contradictorias en su accionar y pensar, porque por ejemplo quiere comprarse un jean pero no está segura que le queda bien, y entonces opta por comprarse un pantalón negro.

Lógica: antagonismo entre dos premisas

A instancias de la lógica, que es aquella disciplina que estudia y evalúa la validez que ostentan los argumentos en cuanto a la estructura lógica que presentan, una contradicción implicará el antagonismo entre dos propuestas.

O sea, para la lógica, las expresiones “tengo hambre y no tengo hambre suponen una concreta contradicción.”

Una cuestión típicamente humana la de contradecirse

Cabe destacarse que la contradicción es un asunto típicamente humano, extrañamente pertenecerá a este mundo aquel individuo que no se haya enfrentado jamás una contradicción en su vida.

Porque la contradicción es de alguna manera la consecuencia directa del pensar, del obrar humano, y porque no también, en algunos casos excepcionales, la consecuencia de un cambio en la manera de pensar, que entonces genera que alguien que pensaba algo hace diez años ya no lo piense más, y aún más, tenga una opinión absolutamente opuesta a la que supo tener antaño.

En muchos casos, la evolución propia que experimentamos las personas, o el crecimiento etario, produce que cambiemos de pensamientos, opiniones, entre otros, y esto puede generar que nos enfrentemos de manera contradictoria a algo que sosteníamos en el pasado pero ahora ya no, y por tanto, puede ser apreciado como una contradicción para muchas personas.

Aunque es un comportamiento típicamente humano como ya mencionamos, a las personas en general no nos gustan, nos incomodan las contradicciones, y mucho más si nos involucran en algún sentido.

Y esto es así porque hay una creencia generalizada que la contradicción que alguien tenga respecto de un tema, por ejemplo, antes estaba a favor de la adopción de niños por parte de parejas homosexuales y ahora dice no estarlo, lo aleja de ser una persona confiable y creíble, porque básicamente un día piensa una cosa y mañana otra sobre un tópico, y a las personas les hace ruido, les genera sospecha que se pueda cambiar tanto la opinión sobre un tema, especialmente cuando se trata de cuestiones tan sensibles como las mencionadas.

Todas las personas nos contradecimos, ya lo dijimos, pero en las personalidades públicas es mucho más apreciable y notorio porque sus opiniones quedan reflejadas en los medios de comunicación de masas, y entonces gracias al archivo es posible encontrar la contradicción de por ejemplo un político sobre un tema.

Y en el caso de los dirigentes políticos, normalmente, se vuelve un tema de estado, porque el político se desvive mayormente por lograr la credibilidad del electorado.

Principio de contradicción: afirmación y negación no pueden ser verdaderos en el mismo momento

Por su parte, el principio de contradicción resulta ser una tradicional ley propuesta por la lógica a partir de la cual se establece que un argumento y la negación de éste no podrán ser nunca verdaderos en el mismo momento y ni en el mismo sentido.

A lo largo de toda la historia de la filosofía se ha abordado la cuestión de este principio, en tanto, todos los filósofos clásicos, como ser: Aristóteles, Platón, Sócrates, entre los más notables, han hecho referencia al tema de esta incompatibilidad entre dos proposiciones que afirman y niegan lo mismo y aún más, lo hacen al mismo tiempo.

Nunca un mismo aspecto puede revestir dos cosas que se oponen naturalmente.

 
 
Autor: Florencia Ucha | Sitio: Definición ABC | Fecha: agosto. 2012 | URL: https://www.definicionabc.com/general/contradiccion.php
 
 

Redes Sociales