Economía » TAE

Definición de TAE

Las siglas TAE significan tasa anual equivalente, un concepto que forma parte de la terminología económica y, más concretamente, de la actividad bancaria.

La TAE es una tasa bancaria que engloba un conjunto de conceptos. Por una parte, el TIN, es decir, el tipo de interés nominal, que se podría definir como el tanto por ciento de interés que se acuerda entre un banco y el cliente y que tiene una referencia de tipo anual (por ejemplo, en un préstamo, sería el dinero de más que hay que sumar al capital prestado). Por otra parte, la TAE incorpora el conjunto de gastos y comisiones que el banco nos va a cobrar en las distintas operaciones incluidas en la contratación de un producto bancario. Por último, la TAE también incluye el plazo que afecta a la operación (por ejemplo, un plazo de un año). En este sentido, hay que indicar que no siempre la TAE es anual, pues algunos de los productos bancarios tienen otro tipo de plazo. De esta manera, como consumidores es recomendable comparar la TAE en aquellos productos que se vean afectados por el mismo plazo.

La finalidad de la TAE y su adecuada interpretación

El objetivo de esta tasa es simplificar la operativa bancaria y la información al cliente. De hecho, la TAE fue incorporada a partir de 1990 por el Banco de España como mecanismo para evitar confusiones con el TIN y con los otros gastos asociados a los productos financieros.

La TAE siempre se expresa en porcentajes y se puede referir a la rentabilidad que obtendremos si hacemos un depósito en el banco o al interés que nos cobrarán si es el banco el que nos presta el dinero. La TAE es una tasa de tipo obligatorio e incluye los gastos asociados a los conceptos ya indicados (el TIN y los gastos y comisiones bancarias), pero no la totalidad de los gastos, es decir, las comisiones de transferencias de fondos, los posibles gastos de tasación, el pago a la notaria o al registro, los seguros o los impuestos.

Así, cuando observamos un porcentaje TAE en la publicidad hay que tener presente que en ciertas operaciones (por ejemplo, un préstamo bancario) deberemos pagar unos gastos adicionales.

TAE-2

Teminología bancaria

La mayoría de personas tiene alguna relación con una entidad bancaria y debido a ello tiene que comprender el vocabulario específico de los bancos. Hay conceptos que son relativamente fáciles de entender (como abono en cuenta, aval, cuenta de crédito, descubierto o divisa). Existen términos más complejos (bono basura, deuda subordinada, derivados o préstamo indexado). Por otra parte, encontramos toda una serie de siglas específicas (Código BIC, Código IBAN, CNMV, TAE, TIN, entre otras muchas).

Fotos: iStock - scyther5 / Teradat Santivivut

 
 
Autor: Javier Navarro | Sitio: Definición ABC | Fecha: marzo. 2016 | URL: https://www.definicionabc.com/economia/tae.php
 
Temas en TAE
 

Ahora en Economía

Redes Sociales