Definición ABC » Derecho » Régimen de Visitas

+

Definición de Régimen de Visitas

Regimen-de-VisitasUn divorcio afecta no solo a la pareja que a partir de ese momento inicia una nueva etapa en su relación. Sino que además, el divorcio afecta principalmente a los hijos que, a partir de ese momento, sufren cambios en su mapa familiar. Uno de los principales objetivos de un buen divorcio es que los padres busquen el entendimiento por el bien de los niños y a partir de ese momento, las rutinas que el niño tenía en la etapa previa a la separación se mantengan en la medida de lo posible.

Por ejemplo, si siempre era el padre quien iba a buscar a los niños a la salida del colegio, es recomendable que lo siga haciendo después. Uno de los puntos más importantes en un divorcio contencioso es el régimen de visitas. Este régimen de visitas busca favorecer a los niños de tal modo que sus necesidades emocionales y educativas estén cubiertas gracias a la convivencia próxima tanto con el padre como con la madre.

Derechos y deberes de los padres

Este régimen de visitas indica en qué días del mes, el padre que no tiene la custodia de los niños, podrá pasar en compañía de sus hijos. Uno de los puntos frecuentes es que los niños puedan estar con dicho progenitor dos fines de semana al mes y la mitad del periodo de vacaciones escolares. Del mismo modo, el progenitor que no tiene la custodia debe de contribuir económicamente a su manutención a través de la pensión de alimentos.

Conviene puntualizar que en el caso de que por determinadas circunstancias el progenitor no pague la pensión de alimentos, eso no significa que no tenga derecho a su régimen de visitas que debe mantenerse igualmente.

La situación familiar después de la ruptura

En un divorcio contencioso es el juez quien dictamina dicho régimen, sin embargo, aquellas parejas que consiguen ponerse de acuerdo por sí mismas después de una ruptura, tienen un entendimiento y una comunicación frecuente que da lugar a un régimen de visitas más flexible.

El régimen de visitas muestra no solo los derechos de los padres sino también, sus deberes. De hecho, el cumplimiento de esta normativa beneficia a todas las partes implicadas en un divorcio al normalizar la situación y que el niño pueda seguir teniendo contacto con sus dos progenitores.

Fotos: iStock - lovro77 / Irina_Zholudeva

 
 
 
Temas en Régimen de Visitas
 

Redes Sociales