Definición ABC » Derecho » Caución

+

Definición de Caución

La palabra caución ostenta dos usos igual de difundidos, por un lado, es empleada para referir prevención o cautela en cualquier aspecto, por ejemplo, aplicado a un individuo puede referir la cautela que ostenta al actuar. “ Juan actúa con mucha caución es imposible que el haya roto el frasco.”

Calma que alguien presenta en su comportamiento

La caución en este sentido implica la preparación y la disposición de una persona de manera acorde para evitar que se suceda un riesgo, o en su defecto para desplegar una acción.

Hay situaciones que demandan que se actúe con reserva y calma para así evitar consecuencias desagradables, o algún hecho que cause un problema x y no permita seguir actuando o haciendo algo.

La prudencia, que justamente está considerada una virtud divina, es una característica de la gente que actúa con cautela, ya que implicará siempre actuar con reflexividad y precaución para así evitar daños o peligros.

Para evitar caer en errores, o en la toma de decisiones apresuradas siempre será ideal pensar, tomarse el tiempo necesario para evaluar cada alternativa, y de esta manera ser capaces de elegir la más apropiada, de lo contrario, cuando se actúa sin cautela o sin pensar es común que se cometan errores.

Garantía que asegura que una parte cumplirá con el acuerdo pactado

Y por otra parte la palabra caución es la garantía, la seguridad personal de que se cumplirá con lo pactado oportunamente, por ejemplo un contrato, un acuerdo celebrado, entre otros.

Por tanto se trata de un concepto que se emplea de manera recurrente en el campo del derecho para denominar a aquella garantía que se aportará para asegurar que una obligación contraída se cumplirá efectivamente sin dilaciones ni contratiempos.

O sea, con la caución en vigencia se garantizará que se cumpla una sentencia en el caso que se llegue a un plano judicial de reclamo.

Cuando una persona suscribe un acuerdo o contrato x y quiere que se le crea fehacientemente que cumplirá con los términos pactados mostrará una caución, que es una garantía como ya señalamos, y que le asegurará a la otra parte que cumplirá con el acuerdo.

Se podrá presentar como caución a un garante, o sea una persona física, o bien se podrá realizar un juramento o compromiso válido ante una autoridad pertinente que lo validará, claro.

La caución siempre asume la función de ser una garantía de pago o resarcimiento ante una pérdida económica.

Siempre se gestiona ante la eventual posibilidad de padecer un perjuicio, es un resguardo y defiende los intereses de una de las partes involucradas en el acuerdo.

En tanto, el concepto de caución se encuentra en estrecha vinculación con el universo de los seguros.

Seguro de caución: se contrata para que la aseguradora resarza a la parte que sufra un daño

El seguro de caución, también conocido como seguro de garantía, será aquel contrato de seguro a partir del cual el asegurador se obliga a indemnizar a la otra parte, el asegurado, por los perjuicios que sufra éste en caso que el tomador del seguro, que es el contratante, la persona que estipula el contrato de seguro y firma la póliza emitida por la compañía aseguradora, incumpla con las obligaciones, ya sea, legales o contractuales, que mantenga con él.

La razón de ser de este tipo de seguro encuentra su objetivo cuando una de las partes implicadas en un contrato le exige a la contraparte una garantía que blinda el cumplimiento de las obligaciones que contrajo, entonces, la forma de lograr la garantía es contratar el seguro de caución, ya que si la parte obligada falta a su compromiso la aseguradora es la que se hará cargo de las indemnizaciones que resulten del mencionado incumplimiento, siempre dentro de las condiciones pactadas oportunamente.

El de caución es un seguro ampliamente difundido a la hora de la firma de contratos con las administraciones públicas; en este caso el tomador del contrato es la empresa contratista y el asegurado la administración pública.

Cabe destacar, que la principal ventaja que resulta de este tipo de seguro es que no implica grandes pérdidas económicas sobre el activo circulante, ya que es suficiente con pagar la prima del seguro para estar debidamente cubierto.

Entonces, el seguro de caución consta de tres partes: asegurado o comitente (beneficiario del seguro), asegurador o compañía (entidad emisora del seguro, garantiza al asegurado el cumplimiento de la obligación contraída en su momento por el proponente) y el proponente o tomador (responsable de cumplir la obligación, suscribe el convenio con la compañía para que una vez suscripta la misma emita la póliza que corresponda).

 
 
 
Temas en Caución
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49115 fans
  • Twitter
    2303
  • Google
    453
  •