Definición ABC » Ciencia » Biología Evolutiva

+

Definición de Biología Evolutiva

Existen más de dos millones de especies de seres vivos. Esta gran diversidad de organismos parece haber sido diseñados para garantizar su existencia. En este sentido, la teoría que explica cómo cada organismo se adapta a su medio natural es conocida como teoría de la evolución, que es el marco de referencia científico de la biología evolutiva.

Cada ser vivo se ha adaptado de manera específica a lo largo de millones de años de evolución. Este hecho plantea uno de los grandes retos de la biología evolutiva. El problema puede plantearse a modo de interrogante: ¿si cada especie se encuentra adaptada a su medio ambiente cabe preguntarse cómo puede sobrevivir a los cambios que se producen a lo largo del tiempo?

Según los biólogos, la vida en cualquiera de sus formas tiene una cualidad básica: la reproducción

En cualquier medio ambiente los individuos de cada especie se reproducen y cada individuo debe competir con los de su misma especie para su supervivencia. De esta manera, según los postulados de la biología evolutiva solamente sobreviven aquellos seres vivos que mejor se adaptan a su medio ambiente. Esto se debe a que cada individuo es distinto a los demás y solo aquellos cuyas características son útiles pueden sobrevivir.

La teoría de la evolución supuso una revolución científica

Esta concepción de la vida se basa en las investigaciones del científico británico Charles Darwin (1809-1882). Según Darwin, el proceso que explica los cambios en cada especie es conocido como selección natural.

La teoría de Darwin de la evolución se expuso en su obra "El origen de las especies", una obra que revolucionó la biología, otras ramas del saber y la visión del mundo en general. Darwin explicó la complejidad y la diversidad de la vida en su conjunto.

Los fundamentos de la selección natural

Antes de las explicaciones de Darwin se creía que las especies habían sido creadas por la mano de Dios. Sus investigaciones aportaron una concepción muy diferente.

La selección natural de Darwin se fundamenta en dos aspectos:

1) la capacidad reproductora de las poblaciones de animales es prácticamente ilimitada, pero los recursos son escasos y este desajuste hace que se imponga una lucha por la supervivencia entre los distintos individuos de una especie y

2) en la lucha por la supervivencia se produce una selección de los rasgos físicos (los fenotipos) que son más favorables.

Estos dos mecanismos contribuyen a la diversificación de las especies y a su adaptación al medio natural.

Fotos: Fotolia - Andrey Armyagov / Ajdm

 
 
 
Temas en Biología Evolutiva
 

Redes Sociales

  • Facebook
    49142 fans
  • Twitter
    2291
  • Google
    417
  •