Definición ABC » Social » Sociabilidad

+

Definición de Sociabilidad

Cualidad de sociable de un individuo

La sociabilidad resulta ser aquella calidad o cualidad de sociable que presenta una persona, es decir, aquel que de manera natural tiende a vivir en sociedad y también, a aquel individuo preeminentemente afable que le gusta relacionarse con el resto de las personas.

Los humanos somos sociables por naturaleza

Los seres humanos somos por naturaleza animales sociales, nos encontramos naturalmente inclinados a la vida en sociedad, es prácticamente imposible que un ser humano viva para sí mismo, de alguna manera, todos, hasta el más egoísta, en algún momento necesita del relacionamiento con los otros.

Un individuo pleno de sociabilidad de por sí es cautivador por la amabilidad que presentará, por su facilidad de conversación y por su inclusión en cualquier ámbito.

Si bien los seres humanos somos individualistas también por naturaleza, lo social nos tira en el corazón y por ello es que necesitamos de estar solos y al mismo tiempo estar acompañados para compartir aquellas cosas lindas y feas que nos va proponiendo la vida.

Además, la vida en sociedad a la cual no podemos prácticamente negarnos demanda que todos dispongamos de habilidades sociales para poder integrarnos sin problemas con los demás. Cuando una persona está integrada a los grupos de pertenencia en los que le toca participar su vida será más plena y feliz, su autoestima estará bien, se sentirá reconocida y querida y todo ello impactará positivamente en su carácter y personalidad.

La sociabilidad en los niños y la importancia del juego para desarrollarla

La habilidad social es una capacidad que aparece en las personas desde pequeñas, algunos la tienen más desarrollada que otros pero está ahí latente, lista para salir y actuar cuando sea necesario. Si comparamos a los niños con los adultos, los primeros son mucho más hábiles a la hora de hacer amigos, son más espontáneos y naturales en esta etapa de la vida y entonces eso les juega a favor para hacer amigos.

Y tienen un aliado muy especial y efectivo como es el juego que los asiste de manera ideal para generar amigos.
Jugar es una de las actividades por excelencia que despliegan los niños y es también la excusa ideal para rodearse de pares con los que comparten esa actividad tan entretenida y sana.
Además de permitirles desarrollar la sociabilidad, el juego, promueve otra cuestión muy importante como la acción de compartir.

La sociabilidad, además, es de alguna manera aquel valor que nos impulsa a los seres humanos a buscar y cultivar relaciones con otras personas compaginando mutuos intereses e ideas para de esta manera orientarlos hacia un fin en común, más allá de las circunstancias personales en las que se encuentre cada uno.

Siempre, el contacto con el otro será beneficioso para nuestro desarrollo y crecimiento personal, ya que al tener contacto con otros individuos sumamos otras experiencias, otras perspectivas de la vida.

En tanto, la sociabilidad resulta ser un elemento fundamental en los diferentes ámbitos de nuestra vida, personal, laboral, escolar, para lograr los objetivos que tengamos propuestos y esto es básicamente así porque el conocimiento del otro, de sus ideas, su problemática, su entorno, nos permitirá entenderlo, saber qué necesita y así ayudarlo a que este bien y por tanto, cuanto mejor esté, mejor será su rendimiento en todos los órdenes mencionados.

Su impacto positivo en la salud

Entonces, la sociabilidad resulta fundamental para progresar en el trabajo, para hacer amigos, para encontrar una persona con la cual compartir la vida y los proyectos personales que se tengan, para armar una empresa, para compartir intereses y afinidades, entre otros.

Es un hecho comprobable que quienes viven en consonancia con la sociabilidad tendrán una existencia más plena y alegre que aquellos que gustan de la soledad y el ostracismo.
Está comprobado que las relaciones sociales mejoran la salud emocional, la mental y los pensamientos positivos. Mientras tanto, el aislamiento social produce tristeza, miedo, cansancio, apatía, y según algunos expertos, las personas que están solas viven menos tiempo que aquellas que están rodeadas de amigos.

La persona sociable es fácil de identificar porque tiene un carácter afable, cercano, simpático y siempre muestra un interés a la hora de compartir tiempo con otros.

 
 
 
Temas en Sociabilidad
 

Redes Sociales

  • Facebook
    45123 fans
  • Twitter
    2212
  • Google
    292
  •