Definición ABC » Salud » Somatizar

+

Definición de Somatizar



La palabra somatizar refiere a la transformación inconsciente de una afección psíquica en orgánica; la somatización es un cuadro bastante recurrente y que ha afectado, afecta o afectará a una importante cantidad de individuos en el mundo entero.

Muchas veces, las preocupaciones cotidianas que no logran solución o la sucesión de un acontecimiento sumamente shockeante derivan en una somatización, es decir, el problema psíquico termina convirtiéndose en un dolor de panza, de cabeza, en náuseas, entre tantísimas dolencias o afecciones orgánicas.

Un trastorno de somatización, también conocido como histeria crónica o síndrome de Briquet , es un diagnóstico psiquiátrico que se aplica sobre aquellos pacientes que se quejan constantemente de dolencias y síntomas físicos, pero que no tienen ningún desencadenante físico identificado, o sea, no existen físicamente.

Etiológicamente, la explicación que se le atribuye a esta situación es que conflictos psíquicos internos que padece el paciente son expresados finalmente como signos físicos. Aquellos individuos que padecen este trastorno normalmente visitan a muchos médicos con el objetivo de detectar el inconveniente físico para así poder ser tratados, jamás detectándolo.

A este trastorno se lo considera un trastorno somatoforme, tal como se denomina a aquellos trastornos que se caracterizan por molestias diversas, y en mayor o menor grado difusas, pero que aquejan a un individuo y no pueden ser explicadas por la existencia de una enfermedad orgánica, o por lo menos no de una manera concluyente.

El Manual de diagnóstico y estadística de los trastornos mentales establece cinco condiciones para el trastorno de somatización: historia de síntomas somáticos antes de los 30 años, dolores en por los menos cuatros partes diferentes del cuerpo, dos problemas gastrointestinales como ser: vómitos y diarrea, síntoma sexual, los más comunes: la disfunción eréctil o la falta de interés sexual, desmayo y ceguera.

Si bien no existe una cura concreta para tratar al paciente que sufre de este tipo de trastorno, el mismo puede mejorarse ayudando a la persona a llevar una vida lo más normal que sea posible, además, lo aconsejable es que sea manejado por un médico clínico con una interconsulta psiquiátrica que permita paliar las frustraciones, el estrés, entre otras cuestiones.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"