Definición ABC » Salud » Ritmo Cardiaco

+

Definición de Ritmo Cardiaco



El Ritmo Cardíaco es, como lo dice su nombre, el ritmo o la regularidad con que ocurren los latidos del corazón, normalmente son dos ruidos y deben ser rítmicos y regulares, ocurriendo de 60 a 100 veces en un minuto, esto último es lo que se denomina frecuencia cardíaca. El ritmo del corazón viene dado por dos fases que se alternan, una fase corresponde al llenado del corazón y se denomina diástole, mientras que la otra corresponde a la fase de expulsión de la sangre llamada sístole.

Los latidos cardíacos tienen como finalidad impulsar la sangre a través del sistema circulatorio, esto origina ondas en las arterias que son percibidas al ser palpadas mediante impulsos conocidos como pulso. En condiciones normales el pulso tiene sincronía con los latidos cardíacos apareciendo inmediatamente después del primer ruido.

El corazón cuenta con un marcapasos natural, este corresponde a una estructura conocida como nodo sinusal que se ubica en parte posterior de la aurícula derecha, allí se originan los estímulos eléctricos que viajan primero a las aurículas y posteriormente a los ventrículos luego de un pequeño retardo. Cada impulso eléctrico hace que primeramente se contraigan las aurículas con lo que la sangre pasa a los ventrículos, posteriormente se contraen estos últimos y la sangre pasa entonces a la arteria correspondiente.

Cuando este impulso eléctrico originado en el nodo sinusal se genera anormalmente o es conducido de forma anómala ocurren los principales trastornos en el ritmo cardíaco conocidos como arritmias cardíacas.

Existen varios tipos de arritmias cardíacas, para poder identificarlas y clasificarlas es necesario hacer un electrocardiograma que no es más que el registro de la actividad eléctrica del corazón. Algunas arritmias disminuyen la frecuencia de los latidos por lo que son llamadas bradiarritmias, otras por su parte los aceleran por lo que reciben el nombre de taquiarritmias.

Los trastornos del ritmo cardíaco o arritmias son ocasionados por múltiples factores como los cambios estructurales del corazón que pueden aparecer en personas con hipertensión arterial e insuficiencia cardíaca, la obstrucción de las arterias coronarias por arterioesclerosis, los infartos y el uso de medicamentos. Enfermedades metabólicas como el hipertiroidismo son capaces de producir taquicardia y arritmias por aumento en los niveles de hormona tiroidea.

Las arritmias son trastornos serios que deben ser evaluados y tratados por el médico cardiólogo, algunas no ponen en riesgo la vida del paciente, sin embargo, son capaces de producir turbulencia en la sangre dentro de las cavidades cardíacas favoreciendo el desarrollo de trombos sanguíneos que pueden pasar al pulmón o al cerebro ocasionando tromboembolismo pulmonar o accidentes cerebrovasculares respectivamente, las arritmias que producen bradicardia o disminución de la frecuencia cardíaca se relacionan con la aparición de episodios de pérdida de la conciencia llamados síncope, debido a la disminución en el aporte de oxigeno hacia el cerebro.

Otras arritmias son potenciales mortales, de hecho gran parte de los casos de muerte súbita con o sin infarto son debidos a la aparición de una arritmia del tipo fibrilación ventricular que de no ser tratada inmediatamente con un procedimiento llamado desfibrilación produce la muerte de quien la padece.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"


 
Temas en Ritmo Cardiaco