Definición ABC » Salud » Impotencia

+

Definición de Impotencia



En su sentido y uso más amplio y general, la palabra impotencia refiere a la incapacidad que alguien ostenta para realizar alguna actividad o tarea, o en su defecto a la ausencia de poder para concretar algo o implementar una acción.
La derrota ante la selección argentina le provocó tanta impotencia al seleccionado uruguayo que aún no logra remontar su juego.

En tanto, en el ámbito de la medicina la palabra impotencia presenta un uso recurrente dado que designa a una clásica afección que en materia sexual pueden sufrir los seres humanos, especialmente los hombres.
La misma consiste en la incapacidad repetida de concretar satisfactoriamente el acto sexual con otra persona como consecuencia que el hombre no puede lograr la erección firme de su miembro para de ese modo mantener la relación sexual.
Este problema puede implicar la incapacidad total de lograr la erección o bien puede consistir de una tendencia que solamente permite lograr erecciones que se manifiestan por breves períodos

Cabe destacarse que también el concepto de impotencia suele emplearse para hablar de otros inconvenientes inherentes a las relaciones sexuales como pueden ser: la ausencia de deseo sexual, la eyaculación precoz o problemas con el logro del orgasmo, de todos modos, es importante distinguir que en los problemas recién mencionados puede no mediar una imposibilidad de conseguir una erección. Por tal cuestión, es que para ser más concretos en la denominación de este problema, muchas veces se emplea el concepto de disfunción eréctil en lugar de impotencia, sin embargo, popularmente se lo conoce de esta última manera.

Los factores que pueden desencadenar esta afección son varios y pueden estar relacionados con la edad del individuo, una enfermedad, los medicamentos que ingiere, el abuso de drogas, el estilo de vida que lleva, por ejemplo, una persona que se encuentra sometido a mucha presión y sufre un acentuado stress puede presentar esta disfunción.
En tanto, la causa más común de la impotencia sexual es por la presencia de una enfermedad determinada (diabetes, alcoholismo crónico, psoriarisis, esclerosis múltiple, entre otras) que ocasiona un daño a nivel de los nervios, arterias y músculos que se hayan alrededor del pene.

Respecto de los tratamientos que existen para este problema de salud se encuentran realmente avanzados y todos presentan muy buenos pronósticos. Lo ideal es un tratamiento integral que vincule a especialistas como ser los urólogos, los psiquiatras y los cardiólogos.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"