Definición ABC » Salud » Imagen Corporal

+

Definición de Imagen Corporal



La imagen corporal supone tanto el conocimiento como la representación simbólica del propio cuerpo, es decir, la imagen corporal es la manera en la cual nos vemos y nos imaginamos a nosotros mismos.

En tanto, esta imagen se encuentra compuesta de diferentes elementos: un elemento perceptivo (precisión con la cual se percibe cuestiones como el tamaño, el peso y las formas), un elemento cognitivo afectivo (los sentimientos, pensamientos y actitudes que nos despierta el pensar el propio cuerpo) y un elemento conductual (las conductas que desembocan los dos elementos anteriores, como ser la decisión de evitar la exhibición del propio cuerpo), los cuales se interrelacionan entre sí y será creada a partir del registro visual que se tenga del propio cuerpo, ubicado el mismo dentro de un contexto y una cultura determinadas que la definirán.

La imagen corporal que se forma uno puede ser negativa o positiva; será positiva cuando el individuo disponga de un esquema corporal correctamente integrado, o sea, lo percibe bien, está conforme y cómodo con la apariencia que ostenta, en cambio, tal imagen será negativa cuando la persona no se sienta ni cómoda ni conforme con la imagen de su propio cuerpo.

Cabe destacar que ni en la imagen positiva ni en la negativa es necesaria alguna condición que marque la satisfacción o insatisfacción, según corresponda, sino que en realidad ello dependerá exclusivamente de cómo la persona se siente y percibe, es decir, no entran aquí en juego los ideales propuestos.

Entre los trastornos más comunes que genera una imagen corporal negativa se cuentan: la anorexia nerviosa (pérdida de peso que es provocada por el mismo enfermo a través de la negativa a consumir alimentos), la bulimia nerviosa (el individuo consume alimento en exceso en períodos cortos y luego busca eliminar el exceso a través de purga o vómitos), el trastorno dismórfico corporal (preocupación excesiva como consecuencia de un defecto que se ostenta) y la vigorexia (se da especialmente en hombres e implica la obsesión por lograr musculatura, ya sea a través del ejercicio físico o el consumo de anabólicos). Normalmente, la mayoría de estos trastornos se producen en el marco de una baja autoestima.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"