Definición ABC » Medio Ambiente » Mariposa

+

Definición de Mariposa



mariposa Reconocida como uno de los insectos más bellos y atractivos a la vista, la mariposa es una lepidoptera (orden del mundo animal que incluye tanto a las mariposas como a las polillas y que describe a aquellos insectos con las alas en forma de escamas) y es sin dudas uno de los insectos más abundantes del planeta. Se considera que existen alrededor de más de 160 mil especies diferentes de ellas en la Tierra.

Uno de los elementos más llamativos y conocidos del ciclo de vida de las mariposas tiene que ver con el hecho de que estos insectos nacen siendo orugas muy simples y descoloridas para transformarse en su vida adulta en espectaculares y coloridos ejemplares que pueden combinar todo tipo de tonalidades, dibujos y formas en sus alas. Este proceso de metamorfosis es uno de los más conocidos dentro del mundo animal ya que las diferencias entre el punto de partida y los resultados finales son asombrosos. En términos científicos, el ciclo de vida de una mariposa se divide en cuatro etapas: huevo, larva, pupa y finalmente mariposa o imago.

A lo largo de su crecimiento, las orugas que luego se transformarán en bellísimas mariposas se alimentan de ciertos tipos de plantas, considerándose que cada tipo de mariposa realiza su alimentación con plantas específicas y no de cualquier tipo (por lo general, aquellas que se encuentran en el ambiente que las rodea).

Sin duda alguna, uno de los elementos más llamativos y sobresalientes de una mariposa son sus alas. Las mismas constan de dos pares, las alas delanteras y las posteriores y son las primeras más grandes que las segundas. Estas alas suelen mostrar increíbles colores, únicos e irrepetibles, que tienen que ver con los procesos de cortejo y apareamiento, pero también con la regulación de la temperatura y el ocultamiento ante la presencia de posibles predadores.

Otras características de las mariposas es que poseen un aparato bucal chupador a través del cual pueden obtener el polen de ciertas flores. Además, tienen dos antenas, seis patas (compuestas cada una de ellas por tres partes o secciones) y dos grandes ojos. Su cuerpo puede ser dividido a su vez en tres partes: la cabeza, el tórax y el abdomen.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"