Definición ABC » Historia » Reforma

+

Definición de Reforma

Cambio que se ejecuta sobre algo con la misión de mejorarlo en algún aspecto pero no genera un cambio radical

ReformaPor reforma se entiende a aquel cambio que se propone, proyecta o bien se ejecuta sobre determinada cuestión con el objetivo de conseguir una innovación o una mejora en el rendimiento, la presentación, entre otras cuestiones. La reforma propone un cambio paulatino, progresivo en las estructuras de una determinada organización. Básicamente se producen algunos ajustes en aquellos aspectos que no están bien, que no funcionan correctamente, y se mantienen aquellos que sí lo hacen, por ello mismo debemos aclarar que la reforma no implica un cambio radical, total, absoluto de algo.

 

Por ejemplo, cuando la reforma que un arquitecto lleva a cabo en una casa vieja, ésta, traerá el cambio a un nivel más pequeño, individual si se quiere, aunque una reforma puede hacerse también sobre una cuestión más amplia que traerá consecuencias e innovaciones para una extensa mayoría, como puede ser la reforma en una ley, en el código penal, entre otros.

Procesos muy frecuentes en la historia en diversos ámbitos, especialmente en el religioso

Las reformas, innovaciones o cambios han sido una cuestión constante a lo largo de la historia de la humanidad; ámbitos como el religioso, la educación, el geográfico, la arquitectura y el derecho han sido afectados y modificados por diferentes reformas; las reformas agrarias, las reformas universitarias y las reformas de las diferentes constituciones, entre otras.
Si repasamos la historia nos encontraremos con una enorme cantidad de movimientos que fueron llamados con este concepto, porque precisamente impulsaron cambios en algunos aspectos de la sociedad o de las instituciones.

La Reforma Protestante marca un cisma en la Iglesia Católica

En tanto, el ámbito religioso fue uno en los que mayor variedad de reformas ha habido, la reforma Luterana, Calvinista, Gregoriana, Católica, Anglicana y Protestante, fueron algunas de las más importantes y trascendentes.

Y sin dudas la Reforma, llamada posteriormente Reforma Protestante, fue el movimiento religioso más importante que se ha llevado a cabo en este sentido. Se desarrolló durante la primera mitad del siglo XVI y tuvo como principal consecuencia la aparición de las iglesias protestantes.

Muchísimos pensadores, religiosos y políticos de aquel entonces decidieron unir sus ánimos contra las pretensiones papales que dominaban toda la Iglesia Católica en orden a provocar un cambio profundo y general en cuanto a los usos y costumbres de la mencionada institución. Los avances en otros sentidos habían desatado esa necesidad imperiosa y era fundamental también marcar el cambio desde el punto de vista religioso. Además de los religiosos que entendían que era necesario cambiar el estado de cosas vigente, fue necesaria la colaboración de los civiles para llevarla a cabo. Martín Lutero y Juan Calvino fueron algunos de sus máximos representantes.

En principio la propuesta de este movimiento fue desconocer y alejarse de la autoridad máxima de la Iglesia como era el Papa y también ello derivó en un cambio interpretativo en lo que respecta a los textos religiosos.
Así es que aparecieron diversas orientaciones, cada una con una interpretación de los textos diversa y asimismo con una manera singular y propia de entender a la vida religiosa.
Más que nada lo que hace la Reforma Protestante es descentralizar el poder que aglutinaba la Iglesia Católica y lo divide con otras instituciones que comenzaron en aquellos momentos a ganar terreno y relevancia.

Indefectiblemente esta reforma derivó en una tremenda crisis dentro de la Iglesia que se vio sorprendida por este avance inesperado.
El principal cuestionamiento por parte de los reformistas era la corrupción imperante en las altas esferas de la Iglesia y la falta de piedad en algunos temas. La venta de indulgencias que oportunamente llevó a cabo la Iglesia con la misión de costear la construcción de la Basílica de San Pedro fue la piedra que rebasó el vaso y la paciencia de muchos cristianos que se sintieron defraudados y dijeron basta,

Como respuesta la Iglesia persiguió a muchos de los cabecillas de la Reforma, tal es el caso de Lutero a quien declaró hereje y lo excomulgó.

 
 
Temas en Reforma