Definición ABC » Geografía » Australia

+

Definición de Australia



Australia es un país ubicado en el hemisferio sur del planeta, del lado oriental. Una de las características más llamativas de Australia es que este país ocupa la mayor parte del territorio perteneciente al continente de Oceanía que cuenta con una veintena de países (la mayoría de ellos pequeñas islas ubicadas en el sur del océano Pacífico). Australia es una gran isla que tiene más de siete millones y medio de km cuadrados en superficie en la que viven apenas veintidos millones de habitantes. En cuanto a su sistema político, Australia es en los papeles una monarquía parlamentaria ya que forma parte de la conocida Commonwealth británica. Sin embargo, en la realidad Australia es una democracia. Su capital es la ciudad de Canberra aunque la preciosa Sidney es más popular, grande y poblada.

La historia y la identidad australianas están compuestas por un sinfín de aportes de diverso origen. En primer lugar, los aborígenes de la isla (con rasgos particulares e identificables) dejaron su huella en un gran número de tradiciones. Al mismo tiempo, Australia siempre mantuvo contacto cercano con las diferentes comunidades del sur asiático. Finalmente, la presencia de los blancos (principalmente de los ingleses) fue la que terminó de convertir, a costa de muchas guerras, sangre y sufrimiento, a Australia en lo que es hoy: un país occidentalizado cuyo idioma principal es el inglés y que mantiene tradiciones de tipo occidental.

La isla de Australia se divide en unas pocas provincias o estados: Queensland, Nueva Gales del Sur (donde se halla la ciudad de Sidney), Australia del Sur, los Territorios del Norte, Australia del Oeste y Victoria (al sureste). Australia cuenta a su vez con un clima y una geografía bastante áridos que son causa, en numerosas oportunidades, de profundos y graves incendios en toda la isla. Esto hace que sus tierras sean poco fértiles y poco propicias para el desarrollo de una agricultura extensiva. Sin embargo, la belleza de sus playas y lo celeste del mar la convierten en un destino obligado para el turismo que busca paisajes paradisíacos. La impresionante Gran Barrera de Coral, la más grande del mundo, es sin dudas, un espectáculo digno de ser visitado y conocido.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"