Definición ABC » General » Vestimenta

+

Definición de Vestimenta

La palabra vestimenta se utiliza para señalar todas aquellas prendas de ropa o de vestido a las que los seres humanos recurren para cubrir su cuerpo y poder así abrigarse o protegerse de los diferentes tipos de clima.

La vestimenta no es sin embargo un elemento puramente funcional si no que desde el desarrollo de sociedades más complejas la misma se ha relacionado con la necesidad de marcar diferencias, modas, tendencias, jerarquías, status o incluso simples gustos personales de cada individuo en el conjunto de la sociedad.

La vestimenta en sus orígenes y la evolución que alcanzó

Desde épocas prehistóricas el hombre ha recurrido a diferentes materiales naturales para cubrir y proteger su cuerpo. Mientras que las primeras formas de vestimenta fueron los cueros y las pieles de animales, así como también posteriormente lo serían tejidos básicos y primitivos, a lo largo de la historia el ser humano ha logrado desarrollar piezas de diversa complejidad, lujo y riqueza que pudieron cumplir diferentes objetivos y funciones como la protección, el cubrir zonas pudorosas, el establecer jerarquías, etc.

Normalmente, las piezas de vestimenta o indumentaria confeccionadas por el hombre han sido hechas con productos naturales (pieles, cueros, lanas, tinturas naturales, etc.), pero con el pasar del tiempo y el desarrollo de la industria textil, muchas nuevas telas y tejidos artificiales han permitido obtener prendas mucho más cómodas, protectoras y duraderas.

La vestimenta ha variado sin dudas en gran modo a lo largo de los tiempos, teniendo que ver esto no sólo con el cambio de las condiciones climáticas si no también con el desarrollo de nuevos estilos de diseño, de nuevos materiales así como también del cambio del contexto social, político y económico. La vestimenta siempre ha estado relacionada con los eventos políticos, sociales, culturales y económicos y esto ha hecho que a lo largo de la historia algunas prendas hayan sido alteradas por ser consideradas muy anticuadas o conservadoras, por representar determinadas ideologías, por razones de condiciones económicas, etc.

Al mismo tiempo, la vestimenta siempre ha encontrado diferenciación en lo que respecta a las prendas masculinas y a las femeninas. Esto siempre se ha relacionado con la necesidad de que la vestimenta sea adaptada a los tipos de cuerpo diferentes, al requerimiento de cubrir o mostrar diferentes partes o a seguir diversos estilos.

El problema de los talles, una cuestión social y de salud

La cuestión de los talles de las vestimentas es sin lugar a dudas una de las cuestiones que más se discuten hoy alrededor de este tema, especialmente por la relación directa que tienen con el desarrollo de algunas enfermedades asociadas a la alimentación como ser la bulimia y la anorexia.

Lamentablemente y a pesar de la normativa que se sanciona y que no se aplica demasiado, las diversas vestimentas están disponibles en los locales comerciales de ropa en los talles considerados corrientes y normales, chicos, medianos y largos.

Pero claro, no todas las personas pueden usarlos y entonces quedan absolutamente marginadas de esas prendas de moda debiendo recurrir a otras opciones, además de claro está generarles una absoluta desazón por no poder usarlas.

Muchas jóvenes que se sienten afuera de estas propuestas, porque los talles no les entran, comienzan a evidenciar disconformidad con su cuerpo, que en algunas situaciones pueden derivar en problemas de alimentación graves, como ya señalamos, y que en los casos más extremos pueden derivar en la muerte.

La decisión comercial por parte de las empresas que diseñan y comercializan moda de no extender sus talles más allá de los comunes está basada en los altos costos que implicaría hacer talles más grandes. Por supuesto que esta es una decisión mezquina y aquí es donde debe hacerse presente el estado para lograr que se cumplan las normas que establecen que debe haber talles para todos. De esta manera no solamente se cumple con la ley sino que se está haciendo un aporte a la salud de la comunidad.

Un párrafo aparte se lo merece la diferenciación en lo que respecta a las prendas masculinas y a las femeninas

Hay vestimentas que están absolutamente asociada a los varones, tal es el caso de los trajes y las corbatas, mientras que la pollera y el vestido son prendas totalmente femeninas e impensables sobre un hombre.

En tanto, con respecto a los pantalones, debemos decir que si bien hace unos siglos atrás eran una prenda netamente masculina, hoy, las mujeres también son sus grandes cultoras.

 
 
 
Temas en Vestimenta
 

Redes Sociales

  • Facebook
    48508 fans
  • Twitter
    2243
  • Google
    326
  •