Definición ABC » General » Polinización

+

Definición de Polinización



PolinizaciónA instancias de la Botánica se denomina como polinización al proceso a partir del cual el polen se traslada desde el estambre hasta el estigma, que es donde finalmente se fecunda la flor y se abre la posibilidad de producción de semillas y de frutos. En tanto, el estambre es el órgano floral masculino que porta los sacos polínicos, generadores de los granos de polen, y el estigma es aquella parte receptiva de la flor.

El traslado del polen se lleva a cabo a través de diversos agentes o vectores de polinización que pueden ser distinguidos entre bióticos, como ser las aves, murciélagos, insectos, tal es el caso de avispas, abejas, mariposas, abejorros, entre los más comunes, o en su defecto, abióticos, tal es el caso del viento o del agua.

Mayormente, los cultivos que se desarrollan gracias a la práctica de la agricultura logran crecer como consecuencia de la polinización del viento, aunque claro, también hay algunas especies que requieren de la intervención de un animal para que tal proceso se concrete satisfactoriamente.

Cabe destacarse que hay algunas especies de flores que pueden ser polinizadas por varios vectores, tal es el caso de las flores generalistas, por el contrario, cuando sucede que la flor solamente podrá ser polinizada por un solo vector o especie se hablará de flores especialistas. En este último caso esto se sucede a causa de la morfología que ostentan la flor o el vector, los cuales se han acoplado durante la evolución.

Ahora bien, en las flores especialistas se genera un beneficio para ambos ya que el vector polinizador vuela con el polen y lo deposita en el estigma con una gran seguridad y precisión generando una polinización híper eficiente.
Entre los casos más destacados de flores especialistas destacan sin dudas las orquídeas.

Por su parte, las plantas que son polinizadas a través de un animal se denominan como plantas zoófilas, mientras tanto, para atraer al animal harán gala de su aroma o colorido, dos cuestiones que terminan por atraer a éstos. Siempre, en esta relación que ambos entablan, uno del otro, obtienen beneficios.

El principal problema que surge de la polinización llevada a cabo por animales es que la acción de los pesticidas que se emplean para combatir plagas en las plantas suelen alejar, o directamente atentar, contra la vida de los polinizadores y claro, tal hecho constituye un gran problema a la hora de la fecundación de la planta.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"