Definición ABC » General » Personaje

+

Definición de Personaje

Seres humanos o fantásticos que protagonizan una historia de ficción

El primer uso que presenta la palabra personaje es aquel que refiere a cada uno de los seres, ya sean humanos, animales, o de otro tipo de naturaleza, que aparecen en una obra artística, ya sea un cuento, una novela, un programa de televisión, una película, una obra de teatro, entre otras posibilidades.

 

Cuando nos referimos a seres que presentan otra naturaleza diferente a la animal y humana es porque resulta ser muy recurrente y especialmente en los últimos tiempos en los que la fantasía animada ha ganado terreno en las historias de ficción del cine y la tevé, que nos topemos con personajes que hablan, sienten, respiran y se comunican con el resto y con el mundo pero que no son ni animales ni personas, sino más bien objetos que cobran de pronto y por efecto de la fantasía vida, tal es el caso de por ejemplo Bob Esponja, uno de los personajes infantiles más populares de los últimos tiempos y cuya naturaleza poco tiene que ver con la tradicional.

¿Cómo se construye el personaje?

El personaje consiste en una construcción mental llevada a cabo por el lenguaje y la imagen de su creadory de no tratarse del caso anterior, mayormente, los personajes son interpretados por bailarinas, cantantes, actores, quienes tienen la misión de interpretar en el teatro, en el cine o en la televisión el rol que le asigna el director de la historia en cuestión.

El actor representa un personaje, a un ser que no es el mismo y entonces el espectador o el lector se crearán una imagen de ellos que estará en estrecha asociación con las circunstancias y vivencias que ese personaje cuente.
Los especialistas suelen distinguir entre dos tipos de personajes, los lineales y los circulares.

Tipos de personajes

Los personajes circulares son pensados con muchísimas características de personalidad y casi siempre tienden a ser complejos, realistas y creíbles, en tanto, por el contrario, los personajes lineales poseen unos muy pequeños rasgos de personalidad, siendo más simples pero mucho menos creíbles que los anteriores. Por ejemplo, los protagonistas de las historias, tales como el héroe o la heroína, generalmente, suelen ser los personajes de tipo circular que tiene la pieza en cuestión y los llamados personajes secundarios, como ser el antagonista de ese héroe, son los de tipo lineal.

Y el personaje tipo es aquel modelo de personaje que presenta una serie de rasgos físicos, psicológicos y morales que resultan ser familiares para los espectadores por encarnar determinada función o papel ya aceptado por tradición. Es decir, los espectadores esperamos que el malo tenga cara de malo y el bueno cara de bueno y que además el que es malo se empecine constantemente en hacerle maldades a su antagonista el héroe y obviamente a este último le tocará mostrarse bueno y hasta a veces como comprensivo del malo, porque claro es bueno y tiene demostrarlo con creces, incluso entendiendo la maldad del malo.

Persona ilustre y sobresaliente en algún quehacer

Y el otro uso que presenta el término es para referir a aquella persona ilustre y sobresaliente de cualquier actividad o materia, por ejemplo Madonna es un personaje dentro del ámbito de la música; Bill Clinton, es un personaje dentro del ámbito político y George Clooney es un personaje dentro del mundo del espectáculo.

Los personajes en este sentido son personas que despiertan a su alrededor y entre el público una fascinación increíble y extendida por el mundo entero. Por supuesto que además de su carisma y su talento, que son los elementos básicos y necesarios a la hora de atraer al público, también, en esa fabulosa atracción que despiertan tienen mucho que ver los medios de comunicación masiva, quienes normalmente se interesan sobremanera en la vida de estos personajes, persiguiéndolos por todos lados, para mostrarnos a sus fanáticos lo que hacen tanto delante como detrás de cámaras.

Por supuesto que lo que sucede detrás del plató, del escenario o del set muchas veces molesta y mucho al famoso, quien se rebela ante el asedio de los medios, sin embargo, los paparazzi, no pueden dejar de seguirlo porque al público les interesan ambas cuestiones de sus famosos, su costado público y ni hablar del privado, que en el caso de muchos personajes es tan o más interesante que su actividad profesional.

Y en el uso coloquial de algunos países de habla hispana es común que se emplee la palabra personaje para dar cuenta de aquella persona que se destaca por su singularidad, su ingenio o extravagancia, solemos decir de ella ¡qué personaje que es tal!

 
 
Temas en Personaje