Definición ABC » General » Artesano

+

Definición de Artesano



El término artesano permite referir a todo aquello propio de la artesanía o relativo a este tipo de arte. En tanto, llamamos artesanía a aquel trabajo llevado a cabo de forma manual por una persona sin ayuda de ningún tipo de fuerza mecánica. Todos aquellos productos u objetos que sean logrados de manera manual deberán ser considerados como artesanías. Las piezas artesanales, como consecuencia de no sufrir el efecto de la máquina sino de la mano del hombre, nunca serán iguales unas entre otras. Por esta cuestión es que se considera a la pieza artesanal un producto realmente único, sin un igual y también, tal cuestión, en la mayoría de los casos se ve reflejada en su valor, es decir, un producto artesanal casi siempre es más costoso monetariamente que uno que no lo es.

Y el otro de los usos del término es para referir a aquella persona que por su cuenta realiza, crea, objetos imprimiéndoles su sello personal, en clara oposición a aquellos objetos producidos de manera industrial. Lo habitual es que el artesano cree sus propias piezas o productos y luego él mismo también se ocupe de su comercialización.

Respecto de los materiales que utilizan los artesanos, independientemente del rubro al que se dediquen, suelen usar materias primas típicas de la zona de la cual son originarios. O sea, quien vive en una zona costera y se dedica a la artesanía lo más probable es que emplee conchas marinas, en tanto, en las regiones con predominancia de bosques primarán las artesanías realizadas con madera propias del lugar.

El artesano puede desarrollar su arte en diferentes rubros como ser: objetos decorativos, muebles, accesorios, tales como anillos, collares, aros, carteras, entre otros. Cabe destacar que en los últimos tiempos lo artesanal se trasladó al rubro gastronómico dando lugar a la comida artesanal, que es aquella que está elaborada sin ingredientes artificiales.

Normalmente, los artesanos comercializan sus productos artesanales en lugares especialmente destinados para tal fin: las ferias artesanales, generalmente establecidas en plazas o en lugares céntricos por los cuales suelen circular los turistas, el principal público consumidor de este tipo de producto. De todas maneras, también hay muchos artesanos que en lugar de vender sus productos en ferias lo hacen en sus talleres propios, en locales comerciales, en la calle y hasta Internet se ha convertido en los últimos tiempos en otra opción comercial.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"