Definición ABC » General » Apicultura

+

Definición de Apicultura



La apicultura es el nombre que recibe la actividad, técnica y arte de la crianza de abejas para así poder aprovechar los productos que de estas resultan. Cabe destacar, que el producto más importante que se logra a través de la práctica de esta actividad es la miel.

La miel es un tipo de fluido sumamente dulce que las abejas son capaces de producir a partir de diferentes situaciones, como ser: del néctar que poseen las flores, de las secreciones de las plantas y de las excreciones que resultan de los insectos. Entonces, las abejas, recolectan cada uno de estos elementos mencionados y luego los combinan con una enzima denominada invertasa que disponen en su saliva, acto seguido, almacenan el resultado en los panales en donde maduran y son transformados en la famosa miel que a los seres humanos tantos les gusta comer en sus diferentes variantes.

Asimismo, a partir de la miel es plausible elaborar una enorme variedad de productos que no se reducen solamente a alimenticios, así es que la miel es usada para fabricar una importante cantidad de productos de cosmética tales como: cremas faciales, shampoos y acondicionadores de cabello, entre otros.

En tanto, el apicultor, es el nombre formal que recibe aquel individuo que practica la apicultura. Especialmente trabaja durante la primavera y el verano realizando actividades que tienen que ver con el control de la población de abejas y la extracción de la miel, mientras tanto, en el invierno, considerada la estación en la cual la tarea entra en receso, se ocupan de la preparación del material de madera que deberá estar listo cuando comience la temporada siguiente para albergar a las familias de abejas; asimismo, se ocupará de controlar el estado de salud de las abejas, es decir, si existen enfermedades o plagas latentes que puedan ocasionar alguna complicación en el trabajo próximo.

La colmena es el principal material con el cual trabaja la apicultura y el apicultor, ya que se trata de la vivienda en la cual reside la colonia de abejas, aunque, también hay otros utensilios sumamente necesarios como ser: ahumador, pinzas, traje de apicultura, elementos para la extracción de la miel, trampa cazapolen, entre otros.

Los orígenes de la apicultura se remontan realmente muy lejos en el tiempo, alrededor de siete mil u ocho mil años atrás. Durante muchísimos siglos, más que nada hasta el descubrimiento de América cuando se difundió la caña de azúcar y la remolacha, la miel, había sido la única sustancia disponible para endulzar los alimentos con lo cual el trabajo del apicultor gozó de un enorme respeto y prestigio en casi todo el mundo.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"


 
Temas en Apicultura