Definición ABC » Deporte » Fútbol

+

Definición de Fútbol



Fútbol

Realmente nunca sabremos si, allá por 1863, año en el que se redactaron las actuales reglas de este deporte en la Football Association inglesa, llegarían a pensar la trascendencia de lo que en esos momentos tenían entre manos. Porque el fútbol, para bien o para mal, se ha convertido con el paso de las décadas en uno de los deportes más seguidos y apasionantes de los que se conocen. Las islas británicas fueron las primeras en las que el balón comenzó a rodar.

Cuentan numerosos escritos que ya desde la Edad Media se conocía en Inglaterra algo así como los códigos de fútbol, que fueron desarrollándose a medida que pasaban los siglos. Los primeros códigos, al parecer, contenían muy pocas reglas, con lo que la violencia era un tanto extrema para considerarse un deporte como tal. De ahí hasta el 30 de noviembre de 1872, en el que Escocia e Inglaterra disputaban el primer partido de fútbol de selecciones nacionales, encuentro que acabó con un empate sin goles. De este tiempo histórico data su origen conjunto con el rugby, hasta que los continuos debates acerca de la utilización reglamentaria de las manos durante el juego motivó la división final que, en la actualidad, distingue al fútbol como una actividad completamente diferente.

El fútbol es el deporte rey

Como anécdota de interés, en el continente americano se practicaba en tiempos prehispánicos un deporte en el cual las reglas se asemejaban de modo notable a las del fútbol primitivo. Esta actividad se llevaba a cabo en tiempos de la civilización maya en los actuales territorios de México y América Central, si bien en general los desenlaces incluían sacrificios rituales.

En el transcurso del siglo XX, el fútbol fue entrando en la mayoría de los países como un deporte más. El 21 de mayo de 1904 se creó la FIFA, organismo que rige el fútbol a nivel mundial. A partir de ella, comienzan a crearse las distintas organizaciones, como la Confederación Sudamericana de Fútbol, en 1916. Este siglo ha servido para que el fútbol pasara a denominarse el deporte rey, el juego que más público ha atraído de todos cuantos se disputan. La predilección por el fútbol alcanza a los cinco continentes y ha crecido exponencialmente en las últimas décadas en Asia y África. Resulta de gran interés observar como este deporte es el predilecto de culturas muy diversas y en públicos de todas las edades. Asimismo, la naciente pasión por el fútbol femenino ha roto barreras y prejuicios con una velocidad notable.

En este sentido, no es posible omitir el papel del fútbol que excede el marco exclusivamente deportivo. En efecto, un parámetro adicional de medición corresponde al fuerte impulso económico que esta actividad genera en todo el planeta. Las ganancias asociadas con el apoyo de patrocinadores, la venta de boletos para asistir a los encuentros, los derechos de televisación y el merchandising que rodea al fútbol convierte a este deporte en un verdadero motor de crecimiento. Una segunda variable que no puede dejarse de lado es su rol como integrador y socializador, ya que la práctica de este deporte colectivo es una herramienta de gran valor, en especial en el caso de los niños que viven en comunidades con limitaciones sociales y financieras. Tanto muchos financiadores como la propia FIFA y otras asociaciones han promovido la instalación de centros deportivos en el mundo no industrializado, con resultados favorables en todos los casos.

En relación con los aspectos reglamentarios, el fútbol se juega con once jugadores de campo por cada equipo, cada uno de ellos con un portero, que se sitúa en su portería, ubicada en cada extremo del terreno de juego. Las medidas oficiales de los terrenos de juego son variables, pero no deben superar los 105 metros en su eje mayor. El objetivo es sencillo: hay que intentar introducir la pelota en la portería del equipo contrario, en lo que se llama gol. El equipo que al final de los 90 minutos reglamentarios haya logrado más goles, será el ganador del partido. El fútbol ha ido evolucionando de tal manera que, hoy en día, los entrenadores de los equipos buscan por todos los medios el sistema adecuado para lograr vencer al rival, sin que éste logre marcar gol en su portería. Los avances tácticos intenta aprovechar todas las jugadas posibles, en especial aquellas relacionadas con las denominadas “pelotas quietas”, originadas en tiros libres motivados por infracciones o por la pérdida del balón por parte de los adversarios. Estas características del fútbol moderno no restan, sino que suman para considerarlo un deporte sencillo, a priori, y que despierta tanta y tanta pasión en el mundo.

A nivel de alta competencia, se destacan las ligas y copas nacionales, en particular aquellas que se celebran en las “potencias” futbolísticas mundiales, como ocurre con España (Liga BBVA y Copa del Rey), Italia (Calcio y Copa Italia), Francia (Le Championat, Coupe du France), Brasil (Brasileirao, Copa do Brasil), Inglaterra (Premier League, FA Cup) y Argentina (Torneos Inicial y Final, Copa Argentina). Asimismo, se mencionan los importantes torneos internacionales de clubes (UEFA Champions League, Copa Libertadores, Mundial de Clubes, Copa Sudamericana, UEFA League, entre otros) de gran repercusión en todas las naciones, así como los campeonatos en los que participan selecciones nacionales. En este sentido, la Copa del Mundo constituye sin dudas el evento deportivo de mayor trascendencia a nivel planetario, con miles de millones de espectadores y una gran generación de recursos financieros y económicos. Este certamen se inició con la disputa del Mundial de Uruguay en 1930 y se ha llevado a cabo cada 4 años, con las solas interrupciones de 1942 y 1946 como consecuencia de la Segunda Guerra Mundial. La próxima edición se llevará a cabo en Brasil (pentacampeón del certamen) en 2014, circunstancia en la cual la selección española defenderá el título logrado en el Mundial de Sudáfrica de 2010.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"