Definición ABC » Deporte » Flexibilidad

+

Definición de Flexibilidad



flexibilidad Al concepto de flexibilidad en nuestro idioma lo usamos con suma fecuencia y con varios sentidos. Por un lado, a la capacidad que presenta algo, un material, un objeto, entre otros, de doblarse y sin partirse la denominamos comúnmente flexibilidad.
Y por otra parte, asimismo, a la facilidad que demuestra una persona a la hora de acomodarse a una situación o propuesta que alguien le presenta también se la designará como flexibilidad. La flexibilidad de Laura en materia de captar lo que está de moda es envidiable.

Flexibilidad Muscular

Ahora bien, también existen contextos específicos en los que empleamos la palabra flexibilidad, por ejemplo la flexibilidad muscular que es aquella capacidad que ostentan los músculos de estirarse por completo sin que medie un daño en los mismos por esa acción. Vale mencionarse que la capacidad de estiramiento que tenga una persona estará mayormente determinada por el rango de movimiento de todos los músculos que integran su articulación, mientras tanto, la misma tiende a involucionar, es decir, se va perdiendo con el correr del tiempo y por caso es preciso ejercitarla con asiduidad para no perderla o resentirla.
Por cuestiones estrictamente fisiológicas, las mujeres suelen presentar una mayor flexibilidad con respecto a los hombres.

La flexibilidad corporal puede lograrse a través de la práctica y de la constancia ya que todos los músculos cuentan con esta capacidad. Algunos deportes y actividades físicas pueden ser especialmente útiles para desarrollar diferentes capacidades de flexibilidad en diversas partes del cuerpo.

Ahora bien, la flexibilidad depende de dos cuestiones fundamentales: la elasticidad de los músculos y la movilidad articular, en tanto, podemos citar como condiciones que influyen en la flexibilidad las siguientes cuestiones: edad, herencia genética, el trabajo que se efectúa, el momento del día, la temperatura del ambiente, el cansancio muscular y el trabajo que en este sentido se haya realizado a lo largo del tiempo.

La flexibilidad muscular supone el estiramiento adecuado de los músculos a fin de evitar contracciones y atrofias que puedan generarse al realizar determinados movimientos. Por lo general, las prácticas de estiramiento son altamente recomendadas antes y después de cualquier actividad física ya que, además de hacer entrar a los músculos en calor, les permiten estar lo suficientemente flexibles como para adaptarse a los diversos tipos de movimiento realizados.

A diferencia de lo que se puede pensar, una persona con gran flexibilidad muscular no es un dotado si no alguien que dedica una importante porción de su ejercicio físico al correcto estiramiento y elongación de los músculos. Esta condición permite también lograr mejores resultados físicos y de rendimiento ya que los músculos responden mejor a las necesidades cuando son adecuadamente flexibles.

Hay en el mundo del deporte numerosas disciplinas que pueden aportar un interesante grado de flexibilidad a los músculos del cuerpo masculino y del cuerpo femenino. Entre ellas, la danza es uno de los ejemplos más claros. Sin embargo, también encontramos disciplinas y actividades en las cuales la flexibilidad es el eje central de la tarea y no un elemento accesorio, tal es el caso de actividades como el yoga o el muy popular pilates, ambos interesados en el desarrollo de posturas que permitan un significativo pero suave desplazamiento muscular y una consiguiente mejora en la postura, en la flexibilidad y en la energía corporal.

Dureza e intransigencia, las contracaras de la flexibilidad

Cuando un cuerpo, material se resiste a alguna acción que se le propina o se caracteriza básicamente por la falta de blandura se podrá hablar de la dureza del mismo. Por citar un ejemplo que grafique este sentido podríamos indicar la incapacidad de un objeto o cosa de doblarse.

Mientras tanto, la intransigencia implicará la ausencia de transigencia, que no es otra que la falta de permeabilidad, de flexibilidad que alguien o algo presenta, por ejemplo frente a un cambio que se le solicita, o en su defecto a la hora de acomodarse a una nueva situación o propuesta que alguien trae.

Flexibilidad laboral

Por su lado, a instancias del mercado laboral, se utiliza el concepto de flexibilidad laboral para designar un particular modelo de regularización laboral que se caracteriza por la eliminación de trabas y regulaciones en lo que respecta a la contratación o despido de empleados.

Ahora bien, es preciso mencionar que alrededor de este tema existen voces a favor y otras tantas en contra… Quienes la avalan consideran que ayuda a la creación de más puestos de trabajo gracias a la reducción de costos de mano de obra o de horas laborales, sin embargo, quienes la critican lo hacen porque afirman que precariza el mercado laboral y tampoco la fórmula ha demostrado que haya crecido el empleo.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"