Definición ABC » Comunicación » Texto

+

Definición de Texto



Un texto es una composición de signos codificado a través de un sistema de escritura, como puede ser el alfabeto que va de la A a la Z y que todos los seres humanos mayormente conocemos y utilizamos, regularmente, para comunicarnos entre nosotros y que debe tener una unidad de sentido para que pueda ser decodificado primero y luego entendido por el lector. Por consiguiente, se reconoce la importancia del proceso de codificación en el marco de los textos.

En tanto, se puede llamar también texto tanto a una obra literaria como a un mensaje de texto; esto quiere decir que texto es cualquier compuesto de signos que guarde coincidencias con lo que expusimos más arriba independientemente de su tamaño o extensión. Asimismo, en el marco actual de la difusión de los medios digitales, la concepción de texto se dirige también a un tipo específico de documento, en el cual es posible difundir contenidos escritos, con la posibilidad de ampliación a imágenes, tablas, gráficos, algoritmos y una numerosa serie de complementos que exceden a la sola organización del lenguaje convencional. De igual modo, la definición de texto se hace extensiva a la comunicación casi informal que surge de los sistemas de chateo y, por sobre todo, de las redes sociales, las cuales presentan una codificación previa, en términos de la reducción de la cantidades de caracteres.

Además, el concepto de texto está estrechamente ligado a otro, el de discurso, ya que éste es la generación de un texto por un emisor en un contexto determinado, con una concreta intención comunicativa, siendo esta última también la función por excelencia del texto. No puede haber nunca un discurso sin un texto, que es, en definitiva cuenta, lo que motiva al discurso: tener algo para decir. Muchos lingüistas afirman en la actualidad que la poderosa integración de las herramientas audiovisuales es un firme motivo para establecer hoy día una división entre discurso y texto, con el argumento de que es posible emitir un verdadero discurso con la guía plena de herramientas de difusión visual. Sin embargo, no todos los expertos están de acuerdo, ya que consideran a la utilización de elementos multimedia como un verdadero lenguaje independiente, derivado de la lengua tradicional y que merece de un enfoque independiente por parte de la semiología.

Otra característica importante para entender y profundizar aún más respecto de los alcances de un texto, es que este puede ser monologal, por ejemplo un discurso o una novela, o bien puede implicar a más de un receptor; éste puede ser el caso de una conversación entre dos o más personas a través del chat o la que mantienen físicamente y cara a cara varias personas en un bar. Se prefiere hablar de diálogo al intercambio de expresiones de texto entre dos individuos y de coloquio cuando se trata de un número mayor. Por otra parte, las teleconferencias son en la actualidad una herramienta formidable para la difusión de textos, dado que se logra una interacción notable entre el o los emisores y los numerosos receptores, situados en ocasiones a grandes distancias del conferencista.

Un texto que se precie de tal y de bien elaborado debe reunir ciertas condiciones que se llaman condiciones de textualidad, estas son: cohesión, coherencia, significado, progresividad, intencionalidad y cierre. Si un texto no observa alguna de estas, entonces, seguramente, habrá algún inconveniente en términos de comprensión de lo que se quiere exponer. Este análisis es motivo de debate entre los sociólogos, ya que involucra, en el fondo, un error en la codificación que debe hacer evaluar la ubicuidad real del emisor.

Como consecuencia de la importante diversidad de textos que existe, no ha quedado otra que tipificarlos de acuerdo a la función que tienen o a su estructura interna. Así es que podremos encontrar textos en los cuales predominan las características narrativas, argumentativas, conmutativas y descriptivas. Las obras de arte (narrativa) a su vez se han dividido en prosa, poesía, géneros épicos y dramaturgia. Por otro lado, los textos científicos constituyen una variante particular, con emisores definidos y receptores contextualizados capaces de decodificar el particular lenguaje de estos contenidos.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"